Menú

El PSC ratifica por unanimidad a Miquel Iceta como líder del partido

Carmen Calvo advierte a los independentistas de que no son más valientes por saltarse las normas.

0

El PSC ha ratificado en su 14 Congreso de este sábado a Miquel Iceta como su primer secretario, tras una votación en el plenario de los 1.069 delegados que no han emitido ninguna votación en contra ni ninguna abstención.

Iceta ha sido el único candidato que ha presentado candidatura, por lo que repetirá en el cargo y se situará al frente del partido durante los próximos tres años, tras la ratificación en un Congreso en el que ha participado la vicepresidenta del Gobierno en funciones Carmen Calvo.

Ha comenzado el nuevo mandato al frente del partido con un discurso que ha pivotado sobre dos ideas: "recoser el país" y hacerlo desde la Presidencia de la Generalidad, si consigue ganar las elecciones catalanas; un objetivo que los socialistas ven al alcance.

El primer secretario del PSC se ha mostrado confiado en que su formación vuelva a tener presencia en el Consejo de Ministros cuando culmine la negociación para la investidura de Pedro Sánchez como presidente de Gobierno.

En el último año, los socialistas catalanes han tenido representación en el Consejo con Meritxell Batet como ministra de Política Territorial y Función Pública, y con Josep Borrell como ministro de Asuntos Exteriores. "Espero que bien pronto, culminando este proceso de negociación sobre la investidura, volveremos a tener presencia en el Consejo de Ministros que presidirá Pedro Sánchez", ha dicho Iceta al respecto.

La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, ha erigido este sábado a los socialistas como los defensores del diálogo para conseguir una solución al conflicto territorial, y ha advertido al independentismo: "Las únicas revoluciones posibles son las que permiten estar todos y cumplir las normas".

Durante su intervención en el 14 Congreso de los socialistas catalanes, ha explicado que tanto el PSC como el PSOE defienden la racionalidad como idea de que hay que respetar la razón propia y la del otro, y apuesta por "esa Cataluña mejor que es la que se abrocha a una España mejor".

"Lo más progresista, lo más revolucionario, lo más valiente y lo más prudente al mismo tiempo es producir normas democráticamente y cumplirlas, y nadie es más valiente por saltarse las normas, ni más listo ni conduce a mejores sitios", ha advertido a los independentistas en plena negociación con ERC para conseguir un pacto de investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno.

Cataluña es una nación

La Comisión Unidad en la Diversidad y buen Gobierno del 14 Congreso del PSC ha acordado este sábado incluir en la ponencia marco que debe dibujar la hoja de ruta socialista en los próximos tres años mantener que Cataluña es una nación y añadir que, como dijo Pedro Sánchez, España es "una nación de naciones" y "Cataluña es una nación", han explicado fuentes socialistas.

La dirección del PSC había planteado en el documento original reconocer a Cataluña como nación –algo que siempre ha defendido el partido– y a España como un Estado plurinacional, y defendía la necesidad de reformar la Constitución como "el camino para recomponer consensos rotos".

Tras el debate de este sábado, en el que se han abordado las enmiendas presentadas por las agrupaciones del partido, el texto continúa igual, es decir se mantiene que Cataluña es una nación, pero se añade que España es una "nación de naciones y un Estado plurinacional" (en el documento inicial ya aparecía 'Estado plurinacional' pero no 'nación de naciones').

Las mismas fuentes concretan que este punto no ha recibido votos en contra, y que, en resumen, la ponencia en todos los puntos –también el que aborda la inmersión lingüística– se ha mantenido con el mismo contenido que el texto original, pero que "se han añadido cosas".

Consideran que estos debates han supuesto la oportunidad de explicar a los 1.069 delegados el documento y, una vez explicado, ha recibido las aportaciones de la militancia y ha tenido "buena acogida".

El catalán como lengua vehicular

La Comisión ha acordado también incluir en el documento político del partido que aborda el pacto lingüístico el concepto de "inmersión lingüística" que no recogía el texto original y propone renovarlo tras 40 años para flexibilizarlo en base a las necesidades de cada centro.

Fuentes socialistas han explicado que tras una votación de las enmiendas presentadas en dos comisiones en las que se abordaba este asunto, se ha acordado incluir el catalán como legua vehicular, pero también proponen "vehicular otros conocimientos" con otras lenguas y subrayan la inclusión del inglés y el reconocimiento del Aranès.

La propuesta lingüística socialista, que también insiste en que la ley estatal de lenguas debe reconocer el plurilingüismo del Estado, se ha aprobado en la comisiones sin votos en contra, explican las mismas fuentes que añaden que ahora se están recogiendo firmas para crear una resolución concreta sobre lengua que se lleve al plenario del domingo y se vote.

"Es uno de los temas que más expectación han levantado en los medios y en la sociedad", han expresado las mismas fuentes como motivo por el que han decidido redactar esta resolución y llevarla la plenario.

En el documento marco inicial propuesto por la dirección, los socialistas apoyaban ya la flexibilización de la inmersión lingüística –aunque el concepto no aparecía– y lamentaban que el proceso independentista había "roto el pacto fundacional de la Cataluña democrática", por lo que se comprometían a contribuir a la cohesión de la unidad civil de la sociedad catalana a partir de la renovación de los consensos rotos en los últimos años.

Algunas de las enmiendas presentadas, hacían hincapié en que no se hacía referencia a la instrumentalización de la lengua por parte de "sectores del españolismo beligerante que han convertido la lengua en la escuela en elemento fundamental de confrontación política", como rezaba por ejemplo la enmienda presentada por la agrupación de Castellar del Vallés (Barcelona).

Ahora, tras el debate de las enmiendas en el Congreso socialista, las mismas fuentes señalan que se hace referencia a las dos instrumentalizaciones y se llama a la "no confrontación entre monolingüismo –como pedía por ejemplo el manifiesto Koiné sobre el catalán– y negación del plurilingüismo".

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Tienda LD