Menú

La Policía adapta su camión antidisturbios lanza-agua para la desinfección de calles

El vehículo no se ha utilizado desde su compra. La modificación se ha hecho en colaboración con la Universidad de Alcalá de Henares.

0

De control de masas a la desinfección de calles. La Policía Nacional ha adaptado en los últimos días el camión antidisturbios con un potente chorro lanza-agua que compró durante los años de la crisis económica, en la que se multiplicaron las manifestaciones y concentraciones que acabaron con disturbios, para desinfectar las calles y tratar de frenar la propagación de la pandemia de coronavirus.

El Director Adjunto Operativo (DAO) de la Policía Nacional, el comisario principal José Ángel González, ha hecho este lunes el anuncio durante la rueda de prensa que está ofreciendo a diario junto a otros altos cargos de la administración desde el Palacio de La Moncloa. El camión, que no ha sido utilizado desde su compra, ya ha empezado a hacer prácticas de descontaminación exitosas en las cercanías del complejo policial de Canillas, en Madrid.

La modificación, que no es definitiva, es decir, el camión antidisturbios podrá volver a ser empleado en su misión inicial cuando así se quiera, ha sido desarrollada por los agentes del Servicio de Innovación y Desarrollo de la Subdirección General Logística de la Policía junto a expertos de la Cátedra de Ingeniería Mecánica de la Universidad de Alcalá de Henares y ha tenido cabida para su financiación en el programa europeo Counterfog.

Los expertos universitarios han elaborado en muy pocos días unos prototipos de boquillas que convierten el gel desinfectante en partículas de tamaño nanométrico, el mismo tamaño que tiene el coronavirus, permitiendo la adhesión del desinfectante al virus, atacando su capa lipídica, consiguiendo su disolución y su caída al suelo, según han explicado fuentes de la Dirección General de la Policía.

El equipo de trabajo que utilizará el sistema estará compuesto por efectivos del GOIT (Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas) de la Policía Nacional y expertos de la universidad que ha desarrollado el prototipo de boquillas. Todos irán dotados de EPI (equipos de protección individual). De manera paralela, se ha desarrollado también un equipo portátil que permitirá realizar las labores de desinfección en espacios interiores.

En España

    0
    comentarios

    Servicios