Menú

Una procuradora de Cs se pasa al grupo mixto tres días antes de la moción de censura en Castilla y León

María Montero alega que se va del grupo de Ciudadanos por "falta de liderazgo" y "regeneración" en la región.

0
María Montero alega que se va del grupo de Ciudadanos por "falta de liderazgo" y "regeneración" en la región.
Mañueco conversa con Inés Arrimadas en el homenaje a las víctimas del terrorismo | EFE

La procuradora de Cs por Salamanca María Montero ha anunciado este viernes que deja el grupo parlamentario y se pasa al Mixto por "falta de liderazgo" en su grupo y de "regeneración" en la Comunidad, a tres días de que el parlamento de Castilla y León debata la moción de censura planteada por el PSOE contra el Gobierno autonómico.

"La decisión es fruto de una profunda reflexión, de un ejercicio de honestidad con las personas que me votaron y a las que represento. Hoy dejo de pertenecer a este Grupo Parlamentario pensando que esta decisión es lo mejor para el presente y el futuro de Castilla y León", ha trasladado en un comunicado a los medios de comunicación.

El grupo parlamentario de Cs tiene doce procuradores en las Cortes de Castilla y León y el PP, 29. Ambos partidos sostienen la acción del Gobierno de coalición en la Comunidad en esta legislatura, que preside el popular Alfonso Fernández Mañueco, con Francisco Igea, de la formación naranja como vicepresidente.

El PSOE, que ha presentado una moción de censura con su líder, Luis Tudanca, como candidato a la presidencia de la Junta, tiene 35 procuradores; y el grupo mixto lo integran dos parlamentarios de Podemos, uno de Por Ávila, otro de UPL y otro de Vox. La mayoría para lograr que prospere la moción de censura son 41 votos favorables.

"Me voy de un grupo sin liderazgo, en el que no existe el trabajo en equipo, en el que unos pocos deciden por todos y con continuos cambios de opinión respecto de las decisiones políticas, algunas de gran trascendencia respecto del futuro de la comunidad", ha argumentado.

La parlamentaria de Cs por Salamanca ha señalado que se presentó en 2019 a las elecciones "con ilusión, pensando en que el cambio y la regeneración llegarían a esta tierra después de más de tres décadas de gobiernos del Partido Popular". "Sin embargo, se pactó con el PP y dos años después compruebo con tristeza que no ha sido así", ha añadido.

La difícil cuenta de la moción de censura

Con Montero como procuradora no adscrita, el Gobierno autonómico depende de que, más allá de los votos favorables del PSOE (35) y Podemos (2), los socialistas no se hagan con más apoyos dentro de la cámara.

La representante de Vox, Fátima Pinacho, ha anunciado hoy mismo a través de un mensaje en Twitter que no apoyará la moción de censura. Mientras, los representantes de Unión del Pueblo Leonés y Por Ávila se han mostrado abiertos a escuchar la propuesta de gobierno socialista, sin decidir aún su voto.

Los socialistas sólo lograrían que prosperara la moción con el apoyo de estos dos procuradores, de la propia Montero y de algún representante naranja más. Con ello lograrían los 41 apoyos que constituyen la mayoría absoluta en la cámara.

La decisión de María Montero, de no prosperar la moción de censura, abre una nueva etapa en el Ejecutivo autonómico, desprovisto ya de la mayoría absoluta que ejercían los 29 procuradores del PP sumados a los 12 de Ciudadanos, lo que llevará al Gobierno a tener que abrir otras líneas de acuerdo, las más factibles con Vox o Por Ávila, un partido surgido en las anteriores elecciones locales y autonómicas que tiene como base a exafiliados del PP, entre ellos Jesús Manuel Sánchez, actual alcalde de la capital abulense.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Tienda LD