Menú

El PSOE se desmorona en busca de su Pablo Iglesias

La marcha de Rubalcaba, la retirada de Susana Díaz, la de Pere Navarro... Un todo en el que cargos del PSOE apuntan a Madrid y País Vasco.

97

Por orden cronológico: Rubalcaba, el Rey, Duran i Lleida, Susana Díaz y Pere Navarro. Un efecto dominó trasversal en las altas instancias del Estado , pero con epicentro en un partido socialista que se desmorona en las urnas desde hace dos años como consecuencia de una pérdida de identidad y crisis ideológica que trajo consigo la económica.

La desazón, "la tristeza" que reconocen cargos del partido ante la última marcha anunciada, la de Pere Navarro, es mayúscula nada más descolgar el teléfono: "Lo siento mucho. Mucha tristeza porque él lo ha intentado todo", dicen en referencia al perfil más "moderado" de un PSC que ha generado más de un quebradero de cabeza a la dirección federal en el último año por su 'derecho a decidir'.

Aún así, los cargos consultados por Libertad Digital apuntan a una "cascada lógica" de deserciones en las federaciones territoriales que han quedado por debajo del 23% de voto en las últimas elecciones europeas. "¿Cómo es posible que se escondan detrás de la dimisión de Alfredo y que sólo tengan culpa de esto Zapatero y Rubalcaba?". Algunos, poco sospechosos de rubalcabistas, apuntan directamente a otras federaciones que "han quedado en un brete": Madrid y el País Vasco, y sus dos barones, Tomás Gómez y Patxi López.

"Alfredo ha dado un gran ejemplo. Ha decidido renunciar por la debacle, y los que han sacado un resultado aún peor, deben plantearse qué van a hacer". En este sentido, y no en otro, enmarcan el encuentro de Patxi López con Susana Díaz el martes en Sevilla porque "No parece razonable que siga, y eso que a Patxi le doy un margen porque hay territorios donde hay mas voto PSOE".

También en este contexto circunscriben las fuentes consultadas la decisión de Susana Díaz de retirarse de una candidatura que "ya estaba hecha", pero "el PSOE no puede abrirse en canal y dar la espalda a la única federación potente donde los ciudadanos no nos dan la espalda". "Ha demostrado una gran inteligencia", añaden mientras otros suman también a Extremadura y Asturias como feudos clave para decidir en la sucesión que se abre ahora en el PSOE.

La preocupación es mayor porque este efecto dominó coincida con una crisis de liderazgo que renovará de arriba abajo el Partido Socialista Obrero Español. Y la máxima comúnmente aceptada de "recuperar la izquierda para luego volver al centro", puede llevar a la tentación de rozar perfiles radicales como el Pablo Iglesias de Podemos.

"Yo le he recomendado, tanto a Pedro como a Eduardo, que se rodeen de gente con experiencia, con sensatez", con esa vieja guardia a quien tan cabreada tienen ambos aspirantes por haber tumbado ya los estatutos del partido con la apertura de un Congreso Extraordinario a la militancia.

Con temor, resuenan las palabras hace meses de Patxi López: "Nuestro viejo partido se está transformando en un partido viejo". Viejas formas, viejas caras que los candidatos quieren "revolucionar" mientras los veteranos socialistas piden "cabeza, ideas y proyecto". El PSOE busca 'el efecto Podemos' de un Pablo Iglesias distinto a aquel de quien Rubalcaba hizo un mantra en las últimas elecciones generales: "Si Pablo Iglesias levantara la cabeza…".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios