Menú

Gabilondo desaparece en su intento de confrontar con Ayuso: "Necesito tu voto"

El candidato se inmola al final del debate con un bandazo en los pactos con Podemos. "Pablo, tenemos 12 días para frenar al Gobierno de Colón".

0
El candidato se inmola al final del debate con un bandazo en los pactos con Podemos. "Pablo, tenemos 12 días para frenar al Gobierno de Colón".
EFE

El candidato socialista se diluye. Ángel Gabilondo fue este miércoles uno de los grandes perdedores de un debate en el que la pregunta que se escuchaba en entornos socialistas es: "¿Dónde está?".

Gabilondo desapareció y falló en su intento dar "la batalla ideológica" para confrontar con la presidenta y candidata del PP, Isabel Díaz Ayuso. Su desaparición dio alas a la representante de Más Madrid, Mónica García, a quien se destina la principal fuga de voto del PSOE madrileño y que le pisa los talones desde la tercera fuerza.

Su desmoronamiento llegó con un bandazo al final del debate cuando se abordaban los pactos postelectorales. Gabilondo rectificó su promesa de no pactar con "este Pablo Iglesias" y ofreció al líder de Podemos un pacto de gobierno. "Sumamos y creo en un gobierno progresista. Confío en un gobierno con Unidas Podemos. Pablo, tenemos doce días para cerrar el paso al gobierno de Colón".

Un cambio de estrategia a la desesperada del candidato del PSOE-M que ha caído más de 5 puntos en las expectativas de voto —de 27% a 22%— en el periodo de precampaña electoral, que acompañó de una petición casi súplica al votante de izquierdas: "Necesito tu apoyo, necesito tu voto para cambiar el gobierno de la comunidad de Madrid".

"No dar vuelta a los datos"

Un debate en el que Gabilondo hizo un par de intentos por dar datos de la Comunidad de Madrid con porcentajes erráticos que corrigió y abandonó acto seguido para ofrecer generalidades: "Los datos son malos, mejor no darle más vueltas", dijo tras una semana de polémica por la manipulación de los datos de mortalidad en Madrid que fueron desmentidos por el director del CAES, Fernando Simón.

La posición casi inerte del candidato socialista se plasmó hasta en los mensajes que enviaban desde el Gobierno situándole en segunda posición: "Iglesias y Gabilondo tocan las llagas de Ayuso". Los socialistas se afanaron durante toda la noche por resucitar a su candidato vendiendo "la inteligencia" a la hora de presentar la "terrible gestión" de Ayuso.

Gabilondo comenzó criticando a Ayuso por haber "debilitado la Comunidad con recortes, privatización y corrupción" y utilizó a las "6.200 personas fallecidas en las residencias" en la contienda electoral contra la presidenta a quien recordó "la carta del exconsejero de Ciudadanos" explicando cómo se dieron órdenes de "no trasladar a los ancianos de las residencias a los hospitales". Le reprochó que esto ha demostrado que "el modelo no funciona". "Esto no es gestión, es su ideología", señaló.

"Yo quiero ser presidente de un Gobierno serio, honesto y progresista". Con poco acierto, y tras muchos vacíos en el plano televisado por Telemadrid, el candidato socialista reapareció para centrarse en el terreno económico, prometer que no subirá los impuestos y "humanizar el debate" al defender "la dignidad de las personas que no tienen alternativa a las colas del hambre". Un asunto en el que dijo: "Me avergüenzan las palabras de Ayuso".

En el capítulo de la pandemia y el calendario de vacunación, Gabilondo se limitó a insistir en su promesa electoral de que "se vacune en los centros de salud" para evitar las "largas colas" que, a su juicio, se registran en los centros de vacunación.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot