Menú

El PSC propone ahora refundar TV3 y Catalunya Ràdio para acabar con la propaganda separatista

Después de años de complicidad con el separatismo, los socialistas catalanes reparan en el sesgo antiespañol de los medios públicos de la Generalidad

0
Después de años de complicidad con el separatismo, los socialistas catalanes reparan en el sesgo antiespañol de los medios públicos de la Generalidad
Salvador Illa en el parlamento catalán. | EFE

El mismo partido que impidió la intervención de TV3 y Catalunya Ràdio como moneda de cambio a su apoyo a la aplicación del artículo 155 en Cataluña en su versión más suave aboga ahora por una refundación de esos medios para acabar con su papel de propagandísticas del régimen nacionalista y del proceso separatista.

En un documento de 37 páginas presentado este lunes, los socialistas apuntan que los medios públicos bajo el control de la administración autonómica se han convertido "en un altavoz de contenidos independentistas cada vez más radicalizados, en los instrumentos mediáticos que han acompañado el despliegue de la hoja de ruta del relato independentista".

El informe añade que "estos medios públicos catalanes han ido tejiendo un universo simbólico que ha impregnado toda la programación, desde los informativos a la ficción, del entretenimiento a los deportes y se han rebasado todos los límites". Todas las parrillas de los canales de televisión o de radio —añade el estudio— están impregnadas de esta forma de hacer. Hacen una selección de temas, de voces o de tonos que definen una realidad sesgada (...) Impera el control político y la penetración de los mensajes gubernamentales".

El análisis del PSC parece un homenaje a las consideraciones que hizo sistemáticamente Ciudadanos del papel de TV3 y Catalunya Ràdio. Así, subraya que "se utilizan expresiones o connotaciones que implican una acusación constante de falta de democracia en España. Nunca se habla de Cataluña como parte de España, ni de los catalanes como españoles. Desde las tribunas de los 'opinadores y opinadoras' con cuota fija de pantalla constantemente se acusa a Madrid (entendido como el Gobierno de España) o al Estado español (nunca España) de falta de calidad democrática. Se permite la tergiversación de la historia de la época de la república, de la Guerra Civil, del franquismo o de la Transición, de manera que se simplifica, más o menos sutilmente, en una contraposición de catalanes y españoles, como si en Cataluña no hubiera habido partidarios de los bandos en la Guerra Civil ni tampoco franquistas".

Sin soluciones

Tras una afilada descripción de lo que son y para qué sirven los medios de la Generalidad, el informe socialista sucumbe a las vaguedades sobre una "estrategia organizativa para analizar costes estructurales y laborales, niveles de eficiencia y productividad y concentrarnos en las funciones nucleares de un medio público". "En este sentido -abunda-, parece evidente que los diferentes servicios de la redacción de contenidos informativos y de actualidad deben confluir en una misma estructura para mejorar en eficiencia. De camino a la convergencia y los multiformatos, ya no tiene sentido mantener estructuras separadas".

El informe no entra al detalle de los presupuestos, mastodónticos, ni de las plantillas, sobredimensionadas, ni tampoco apunta a una reducción de las productoras de Roures, Buenafuente o Toni Soler, que colonizan la programación de TV3. Sin embargo, se observa un conato de interés por parte del PSC de introducirse en los órganos de control de los medios públicos en manos de los separatistas haciendo valer sus 33 diputados en el Parlament.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD