Menú

Carrillo dice que la actitud del PP es de "echarse al monte" pero que "ahora no hay un ejército que se pueda sublevar como en 1936"

El ex-dirigente comunista Santiago Carrillo dijo que la actitud del PP de "echarse al monte" sería la consecuencia lógica de un enfrentamiento civil en España aunque añadió que, "por fortuna, ahora no hay un Ejército que se pueda sublevar, como en 1936". Carrillo consideró como "inconcebible" la actitud del PP frente al proceso de cese de la violencia terrorista y utilizó el mismo argumento que viene repitiendo el Gobierno y sus medios de comunicación en los últimos días: José María Aznar, durante el mandato de su Gobierno también "emprendió la negociación con ETA".

0
Santiago Carrillo.
L D (EFE) En un encuentro con periodistas antes de mantener un almuerzo con debate político en Segovia, promovido por la Asociación Juan Bravo, Carrillo dijo que "en vez de hablar de horrendos terroristas, Aznar les llamó movimiento de liberación nacional de Euskadi; y sin garantías de que las conversaciones llegaran a buen término, hizo la concesión política de acercar al País Vasco más de un centenar de presos etarras".

A juicio del veterano comunista el Ejecutivo del presidente Rodríguez Zapatero "no ha hecho estas concesiones y, sin embargo, estamos ante algo que no se ve en ningún parlamento de Europa y es que la oposición rompe las relaciones con el Gobierno". En la práctica, de acuerdo con Carrillo, "a la oposición sólo le queda la calle o el monte; y yo tengo la impresión de que el PP se ha echado al monte, aunque por fortuna no hay un Ejército que se pueda sublevar como en 1936, que sería la consecuencia lógica de la actitud del PP".

Para Santiago Carrillo, el PP no ha aceptado la derrota electoral, poniendo en duda determinadas actuaciones del Gobierno, como que investigue los atentados del 11-M cuando, a su juicio, "está sobradamente investigado e, incluso el sentido común, nos lleva a afirmar que se trata de terroristas islamistas". Por este motivo, Carrillo pidió al PP que "reflexione y modifique su actitud porque, además de llevar al sistema democrático a una situación límite está comprometiendo su futuro, como representante político de las clases conservadoras españolas".

En cuanto a la postura que mantiene la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), Santiago Carrillo aseguró que "comprendo la posición de las víctimas y el trabajo que cuesta perdonar, porque intervienen factores pasionales y sentimentales dignos del mayor respeto". Carrillo dijo que, cuando se planteó el proceso de reconciliación como paso previo a la transición democrática española, "la oposición tenía a sus espaldas un rosario de decenas de miles de víctimas".

Según Carrillo, "si nosotros, si yo como secretario general del PCE, hubiéramos pensado en vengar a nuestras víctimas, en España no hubiera habido nunca jamás una transición democrática". No tuvo palabras para las víctimas de la represión republicana, por ejemplo de matanzas como la de Paracuellos del Jarama. De acuerdo con el político, "hay que respetar y ayudar a las víctimas en todos los terrenos, pero no debe primar un sentimiento de venganza sino el deseo de que no haya más muertes".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco