Menú

El Gobierno plantea en El País sus condiciones para reformar el Estatuto catalán

El Gobierno de Zapatero pretende ir más allá en sus planes iniciales sobre la reforma de la Constitución para atender a las exigencias de la Generalidad catalana. Está dispuesto a que la Carta Magna incluya la definición de Cataluña como "nacionalidad" aunque el ministro Sevilla ya trasladó este martes a Maragall que sólo cederá en "algunos" de sus plateamientos.

0
El Gobierno de Zapatero pretende ir más allá en sus planes iniciales sobre la reforma de la Constitución para atender a las exigencias de la Generalidad catalana. Está dispuesto a que la Carta Magna incluya la definición de Cataluña como "nacionalidad" aunque el ministro Sevilla ya trasladó este martes a Maragall que sólo cederá en "algunos" de sus plateamientos.
Zapatero en una imagen de archivo.
L D (Agencias) El Gobierno quiere limitar algunas de las propuestas de competencias que recoge el borrador del Estatuto de Cataluña, sobre todo a las que se refieren a una nueva financiación autonómica o a un mayor control del poder judicial.

El Gobierno, según publica El País, ha puesto condiciones a la reforma del Estatuto y ha exigido a la Generalidad que el nuevo texto no sirva como instrumento para modificar leyes orgánicas que deben materializarse a través de leyes generales y, en el caso del Senado, de la reforma constitucional.
Ni cupo a la vasca ni más competencias

Según la noticia, el Ejecutivo ha utilizado la visita del ministro de Administraciones Públicas a Barcelona el pasado martes para precisar, por vez primera, las condiciones de su apoyo a la reforma estatutaria.

En este sentido, ha trasladado a Maragall que leyes orgánicas como la del Poder judicial, la del Régimen Electoral o la Financiación de las Comunidades Autónomas no podrían modificarse a través del Estatuto, tal y como pretende el grupo de trabajo integrado por todos los partidos catalanes.

En el ámbito de la financiación, el Gobierno sostiene que no aceptará vincular los ingresos de la Generalidad a la capacidad fiscal de Cataluña, que supondría crear un "cupo a la vasca", según la versión del rotativo.

También se opone a la pretensión del Gobierno autonómico de asumir todas las competencias compartidas hasta ahora con el Estado y que no le han sido atribuidas específicamente por la ley.
El Ejecutivo recurre a El País para dar a conocer sus condiciones
 
Todas estas reservas que se han hecho públicas tras la filtración a El País, se plantean después de conocerse el borrador del Estatuto en el que está trabajando el Instituto de Estudios Catalanes, que fue enviado a Madrid para consultar su constitucionalidad. Hasta ahora, Zapatero se había limitado a señalar que la reforma de los Estatutos deberá contar con un amplio consenso e inscribirse en el marco de la Constitución.
 
Donde sí que está dipuesto a ceder el Gobierno y rebasar los planes iniciales del PSOE sería en la inclusión en la Constitución del término "nacionalidad" para referirse a Cataluña.  
 
 
 

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios