Menú

ETA exige a Zapatero el bloqueo de la Justicia y que la Constitución no sea un obstáculo

La banda terrorista difundió anoche un nuevo comunicado repleto de amenazas. ETA no hace sino recordar el precio por dejar de matar: autodeterminación, anexión de Navarra (ellos dicen "territorialidad") y el cese de la actuación de Policía y jueces. De hecho, la banda considera un "entorpecimiento absolutamente incompatible con el proceso" la operación de los jueces Grande Marlaska y Le Vert. Los terroristas piden a Zapatero que cumpla "sus compromisos de alto el fuego", es decir, la paralización del Estado de Derecho. Desde el PP, Astarloa quiere saber qué "compromisos" son esos.

0
La banda terrorista difundió anoche un nuevo comunicado repleto de amenazas. ETA no hace sino recordar el precio por dejar de matar: autodeterminación, anexión de Navarra (ellos dicen "territorialidad") y el cese de la actuación de Policía y jueces. De hecho, la banda considera un "entorpecimiento absolutamente incompatible con el proceso" la operación de los jueces Grande Marlaska y Le Vert. Los terroristas piden a Zapatero que cumpla "sus compromisos de alto el fuego", es decir, la paralización del Estado de Derecho. Desde el PP, Astarloa quiere saber qué "compromisos" son esos.
"
(Libertad Digital) El chantaje y la amenaza son la tónica general del nuevo comunicado de los terroristas, remitido a la televisión pública vasca, Euskadi Irratia y CNN+, y que responde a la operación de los jueces Grande Marlaska y Le Vert contra los extorsionadores de la banda. En un comunicado de tres folios, ETA se jacta de ser el elemento que siempre hace caer gobiernos porque el terrorismo crea inestabilidad. Para Aznar se reservan que perdió el Ejecutivo por "la obsesión" de achacar el 11-M a la banda.
 
Remitido según ellos a la "opinión pública española", los terroristas no aportan novedad alguna que permita pensar, como sostiene el Gobierno, en que no existe precio político. Abundan, de hecho, en que sin "territorialidad" (Navarra) y con "represión" (actuación policial y judicial) no hay salida.
 
ETA advierte a Zapatero que "las medidas represivas", es decir, las detenciones, son "absolutamente incompatibles" con la negociación. Del mismo modo, exigen a las autoridades españolas que "cumplan sus compromisos de alto el fuego" y advierten que "nunca" aceptarán que desde La Moncloa se utilice el alto el fuego para "neutralizar a ETA". "ETA nunca aceptará que el Gobierno español intente utilizar tácticamente este proceso para engañar al Pueblo Vasco".
 
Los terroristas instan a que se modifiquen las leyes para que ni la "Constitución" ni otro "ordenamiento jurídico" impidan la independencia, porque mientras no se alcance ese objetivo "que no le quepa ninguna duda a nadie que de continuar la actual situación de opresión y conculcación de derechos, nuevas generaciones se unirán a la lucha respondiendo con fuerza a quienes por la fuerza mantengan esta situación de injusticia".
 
Pero la amenaza no se dirige únicamente hacia el Estado, sino también contra todos los ciudadanos. "La sociedad española haría bien en apoyar las posiciones y los pasos de quienes actúen de manera valiente y decidida asumiendo riesgos políticos importantes en pos de una solución democrática, dando la espalda a quienes insisten en alimentar la injusticia, el odio y la venganza de manera irresponsable y mezquina apostando por la represión y el enfrentamiento". Amenazas que vienen acompañadas de una advertencia. ETA intenta dejar claro que la lucha policial no es eficaz y que la única forma de acabar con el terrorismo es plegarse a sus exigencias.
 
9 detenidos en España, 21 en Francia.
 
La presión que en 2006 han ejercido las Fuerzas de Seguridad sobre los terroristas de ETA dista mucho entre España y Francia. Hasta el pasado martes, en nuestro país tan sólo se habían detenido a cuatro etarras en los seis primeros meses del año, frente a los 14 terroristas detenidos en el país vecino. La operación conjunta de Grande-Marlaska y Le Vert sumó a estas cifras cinco nuevos detenidos en el lado español de la frontera y otros siete en el lado francés, lo que ha contribuido ha seguir aumentando la diferencia. Tras esta operación, entre enero y junio se han detenido a nueve etarras en territorio español y a veintiuno en el galo.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios