Menú

El Rey en Marruecos

Hago votos por que el Rey de España, aunque sea en privado, aproveche la ocasión de esta visita a Marruecos para abrir una vía de colaboración capaz de investigar conjuntamente quiénes han atentado contra nuestras respectivas naciones.

0

La reacción de los países árabes ante la desaparición de Ben Laden es perfectamente previsible. Las protestas de los gobiernos árabes contra EEUU serán controlables y quizá mínimas, pero, en cualquier caso, todas estarán limitadas y atemperadas por la actual situación de crisis política que viven estos países. Las revoluciones democráticas árabes, desde todos los puntos de vista imaginables, están en las antípodas de la ideología islamista radical. Más aún, estoy convencido de que la decisión de Obama de acabar físicamente con Ben Laden también ha ido precedida de una evaluación seria y meditada de los cambios que están produciéndose en el mundo islámico.

En este nuevo contexto internacional, la visita del Rey de España a Marruecos, aunque sea de carácter privado, tiene que ser aprovechada para intensificar las relaciones entre dos países vecinos con problemas comunes, especialmente hay un asunto que necesitamos aclarar, definitivamente, para que nuestro vínculos sean, desde el punto de vista democrático, cada vez más fuertes y duraderos. Es menester que España y Marruecos, una vez acabado con la cabeza visible de Al Qaeda, se tomen muy en serio quiénes son los autores intelectuales de los últimos atentado que hemos sufrido los ciudadanos marroquíes y españoles.

En efecto, mientras que la autoría de los atentados del 11-S de Nueva York fue investigada de modo concluyente, y ha terminado con la ejecución de su principal responsable, las matanzas de Casablanca, en el año 2003, Madrid, el 11-M de 2004, y Marraquesch, el día 28 de abril de este año, no tienen autoría intelectuales claras. Los secretos de esos atentados están lejos, muy lejos, de ser desvelados. Más bien, pareciera que tanto Marruecos como España son naciones condenadas a vivir en la oscuridad, porque sus gobernantes, policías, jueces y fiscales son incapaces de identificar a los autores de esas terribles masacres.

Esperemos que la muerte de Ben laden y, sobre todo, la manera de perseguir EEUU a los terroristas, calen en países que también sufrimos esta plaga. Por eso, hago votos por que el Rey de España, aunque sea en privado, aproveche la ocasión de esta visita a Marruecos para abrir una vía de colaboración capaz de investigar conjuntamente quiénes han atentado contra nuestras respectivas naciones. Mientras no sepamos el nombre de nuestros asesinos será imposible que los persigamos.

En fin, ojalá sea aprovechada esta visita la visita de Juan Carlos I a Marruecos para cimentar los lazos de colaboración entre los dos países en materia terrorista.

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Muere Panadero Díaz, exjugador del Atlético de Madrid
    2. La terrible tragedia que destruyó a Dolores O'Riordan, cantante de The Cranberries
    3. Un funcionario lleva 15 años sin trabajar alternando bajas y vacaciones sin que pase nada
    4. El origen del infierno de Sergi Arola
    5. "Juan Carlos ha creado una segunda Casa Real paralela para malmeter contra Felipe"
    0
    comentarios
    Acceda a los 6 comentarios guardados

    Servicios