Menú

Obama hereda de Bush un déficit público que ascenderá al 8,3% del PIB en 2009

Estados Unidos tendrá un déficit de 1,2 billones de dólares (8,3% del PIB) en el año fiscal 2009, sin contar el gasto en el plan de estímulo económico que impulsa el presidente electo, Barack Obama, según dijo hoy la Oficina de Presupuestos del Congreso.

La Gran Depresión llega a Detroit
EEUU destruye 700.000 empleos en diciembre
0
Estados Unidos tendrá un déficit de 1,2 billones de dólares (8,3% del PIB) en el año fiscal 2009, sin contar el gasto en el plan de estímulo económico que impulsa el presidente electo, Barack Obama, según dijo hoy la Oficina de Presupuestos del Congreso.
(Libertad Digital) Dicho y hecho. Tal y como avanzó Libertad Digital el pasado verano, el déficit de Estados Unidos se ha disparado. En concreto, asciende a 1,2 billones de dólares en el año fiscal 2009. Esa cifra, que equivale al 8,3 por ciento del Producto Interno Bruto de Estados Unidos, supera ampliamente el déficit récord de 413.000 millones de dólares alcanzado en 2004.

En el año fiscal 2010, el déficit caerá al 4,9 por ciento del PIB, según la oficina presupuestaria del Congreso (CBO, en inglés). A sus previsiones habrá que añadir el costo del plan de estímulo que Obama quiere que el Congreso apruebe lo antes posible y que podría acercarse a los 800.000 millones de dólares en dos años.

Obama ya adelantó ayer que Estados Unidos registrará "déficits de un billón de dólares durante años", pero aún así insistió en la necesidad de sacar adelante su plan de estímulo económico.

En sus cálculos, la CBO anticipa que la economía estadounidense, que entró en recesión hace un año, tal y como avanzó LD, se contraerá un 2,2 por ciento en el 2009, aunque tampoco tiene en cuenta los posibles efectos del paquete de estímulo de Obama.
El Gobierno vaticina una recuperación lenta

La recuperación, en el 2010, será lenta y el país registrará un crecimiento de tan sólo el 1,5 por ciento ese año. En su informe, la CBO pronostica que la inflación será prácticamente nula en el 2009, puesto que los precios sólo subirán un 0,1 por ciento.

Tampoco ve fin a la crisis inmobiliaria, pues vaticinó que el precio medio de la vivienda caerá un 14 por ciento entre el tercer trimestre del 2008 y el segundo trimestre del 2010. Este año el consumo, que genera casi dos tercios de la actividad económica del país, se restringirá más de un 1 por ciento. Además, en el 2010 el desempleo llegará al 9 por ciento, desde la tasa actual del 6,7 por ciento.

En Libre Mercado

    Servicios