Menú

El Supremo se indigna con la reforma del CGPJ de Gallardón

La Sala de Gobierno pide una reunión urgente con el ministro. La reforma también desactiva la sección que controla críticamente al CGPJ.

Libertad Digital
24
La Sala de Gobierno pide una reunión urgente con el ministro. La reforma también desactiva la sección que controla críticamente al CGPJ.
Gonzalo Moliner, presidente del TS | Archivo

La reforma del Consejo General del Poder Judicial del ministro Alberto Ruiz-Gallardón, rechazada por todos los grupos parlamentarios menos el Partido Popular, por todas las asociaciones judiciales y por el propio CGPJ, levanta ampollas ahora en el Tribunal Supremo por la regulación que se ha introducido de la nueva figura del vicepresidente del TS y del CGPJ, según informa El Mundo.

La Sala de Gobierno, órgano integrado por el presidente del Supremo, los presidentes de sus cinco Salas y cinco magistrados votados por sus compañeros, se reunió el pasado martes e instó a Gonzalo Moliner a gestionar una reunión con el ministro para abordar los cambios que el Congreso incorporó a última hora, por iniciativa del PP, en el proyecto de ley que reforma el funcionamiento del CGPJ. También ha reclamado una reunión urgente con el ministro de Justicia para expresarle su malestar por lo que considera una "descarada injerencia política" en la cúpula del Poder Judicial.

El proyecto acaba de pasar al Senado después de su aprobación, el pasado día 9, por la Cámara Baja, con solo los votos del PP y tras una tramitación vertiginosa. El Gobierno quiere tener aprobada la reforma antes de julio para que la renovación del CGPJ, que debe realizarse en septiembre, se ajuste a la nueva fórmula de elección. Fórmula que, en contra de lo prometido en el programa del PP, entrega la elección de los 12 vocales de origen judicial a las fuerzas parlamentarias.

La Sala quiere que el encuentro con Ruiz-Gallardón se celebre cuanto antes porque teme que las prisas con que se está tramitando la reforma se reproduzcan en el Senado. De hecho, los presidentes de Sala ya intentaron, sin éxito, reunirse con el ministro el pasado día 7, a 48 horas de la aprobación del proyecto por el Pleno del Congreso.

El martes 7, los presidentes de Sala conocieron las enmiendas del PP al dictamen de la Comisión de Justicia del Congreso: enmiendas que alteran sustancialmente no solo el texto propuesto por la comisión de expertos designada por el Ministerio de Justicia, sino el inicial proyecto del Gobierno.

Designaciones a dedo

Tanto los expertos como el ministerio diseñaron dos vicepresidencias: una en el CGPJ –ya existente- y otra –nueva- en el TS, pero sin funciones jurisdiccionales. Se trataba de auxiliar al bicéfalo presidente del Poder Judicial, solo en sus tareas gubernativas.

El paso del proyecto por el Congreso ha alumbrado a un único vicepresidente, que lo será tanto del CGPJ como del TS, y tendrá funciones jurisdiccionales. Además, será miembro nato de la Sala de Gobierno. Por delegación del presidente, podrá asumir la "superior dirección" del Gabinete Técnico –donde se cocinan las resoluciones del TS- y encargarse de la inspección del Supremo.

Y, lo que se considera más grave, por primera vez se atribuyen funciones jurisdiccionales y delicadas tareas gubernativas –la inspección del TS- a un cargo del CGPJ que va a ser designado a dedo por las fuerzas políticas.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios