Menú

La Generalidad crea un nuevo órgano: Dirección General de Asuntos Multilaterales y Europeos

Mas no encuentra relevo para el jefe de los Mossos, pero se inventa más departamentos y ficha personal para el Servicio Exterior.

La Generalidad no encuentra sustituto para Manel Prat, el ex director general de los Mossos d'Esquadra, que llevan descabezados desde el 27 de mayo. El día antes había comenzado el desalojo de Can Vies. Durante los siguientes, los agentes tuvieron que hacer frente a noches de cócteles molotov y contenedores en llamas en varios barrios de Barcelona que amainaron el domingo, cuando el alcalde de la ciudad cedió a todas las pretensiones de los violentos. En este contexto, en el que ya se negocia con los okupas la reconstrucción en sentido literal del edificio, el gobierno de Mas ha sido incapaz de restituir la cadena de mando en sus fuerzas de orden público. Pero esta parálisis absoluta en la administración y gestión del simple día a día no es óbice para que la Generalidad amplíe sin pausa la relación de nuevos departamentos para el futuro Estado, con los nombramientos correspondientes.

El frente internacional es la auténtica obsesión de Artur Mas, que acaba de conceder un premio a Desmond Tutu que ha pasado notoriamente desapercibido ante la trascendencia de la abdicación y sus circunstancias. También ha pasado en gran parte desapercibida la creación el martes de una Dirección General de Asuntos Multilaterales y Europeos, explicada por el consejero portavoz Francesc Homs como una "decisión organizativa". La Dirección General aún no tiene titular, a diferencia de la Dirección General de Relaciones Exteriores, que es otra y para la que ya hay sustituto, un dirigente de las juventudes del partido de Duran llamado Iban Rabassa. Ocupa la vacante de Francesc Gambús, también de la cuota de Unió, que ha resultado elegido eurodiputado.

En el partido de Mas, CDC, se pretende que la Dirección General de Asuntos Multilaterales y Europeos sea ocupada por un militante, cargo o dirigente propio. Una situación semejante, pero mucho más compleja, es la relativa a los Mossos. El puesto es de CDC, pero el consejero es de Unió. No obstante, el puesto tiene implicaciones que superan las meras relaciones de partido. En la Generalidad afirman que les sobran voluntarios pero admiten que no tienen candidatos mínimamente aptos que estén dispuestos a lidiar con situaciones como las que puede plantear un referéndum ilegal en caso de llevarse a cabo.

De cualquier manera y tal como prometió el lunes Mas tras la abdicación, el "proceso" sigue inmutable, ahora con la flamante dirección multilateral y europea y el flamante Iban Rabassa al frente de la de Relaciones Exteriores.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro