Menú

Blanco dice que el PP perdió en 2004 porque no supo "gestionar" el 11-M

Dice que no pudo hacerlo porque "la soberbia" del PP "les imposibilitó reconocer los problemas". "Pudo haber ganado lo que tenía perdido", dice.

0

Los partidos mayoritarios (los únicos con posibilidades de gobernar en España) se afanan por engrasar sus maquinarias electoralistas de cara a lo próximos comicios autonómicos y locales. Así, cada fin de semana arengan a los suyos, el PP trata de seducir a los votantes de izquierda, mientras que el PSOE trata de movilizar a su propio electorado "explicando" las medidas que ha tomado.

Una de las estrategias más curiosas es la que ha empleado este sábado el ministro de Fomento, José Blanco. Después de su inacción en el monumental atasco que el pasado viernes por la noche dejó a miles de personas atrapadas en la carretera de La Coruña en Madrid por culpa de una nevada, decidió sacar a relucir el 11-M para atacar a los populares.

Según su versión de los hechos, el 11-M fue un atentado que supuso una oportunidad electoral para el PP que, de "haber gestionado bien" el atentado, hubiera logrado ganar unas elecciones "que tenía perdidas". No recuerda José Blanco que las encuestas de entonces se debatían entre la mayoría simple o absoluta para Mariano Rajoy en las elecciones.

De este modo, el dirigente socialista no tiene inconveniente en emplear el mayor atentado terrorista perpetrado en Europa, y los cerca de 200 muertos y cientos de heridos que dejó aquel atentado, como una herramienta electoral que el PP no supo utilizar. Lo que no dijo es si la clave se encontraba en realidad en que su partido sí que supo gestionarlo.

Tampoco se detuvo a denunciar que la versión oficial de los atentados impide conocer qué sucedió, o los problemas que está dando el 11-M a Rubalcaba años después. Este mismo sábado el diario El Mundo ponía negro sobre blanco las mentiras del titular de Interior y vicepresidente primero sobre el 11-M y las causas que sobre el mismo siguen abiertas en los tribunales.

"La soberbia del PP"

Así, y a escasos cinco días de que se cumplan siete años de aquellos atentados, José Blanco ha asegurado que el PP habría ganado las elecciones generales de 2004 si "hubiera gestionado" bien los atentados del 11 de marzo pero no pudo porque "la soberbia" que, a su juicio, caracteriza a los 'populares' les "imposibilitó reconocer los problemas".

"En el 2004, el PP, como consecuencia de lo que ocurrió el 11-M pudo haber ganado unas elecciones que tenía perdidas si lo hubiera gestionado bien. Ésta es la verdad. Podía haber ganado algo que tenía perdido. Pero no pudo por una cosa que caracteriza a la derecha – y aquí en Madrid ocurre bastante eso–: la soberbia. Les imposibilitó reconocer los problemas y lo que hicieron fue inventar una mentira para intentar de justificar unas actuaciones", ha afirmado durante la presentación del candidato socialista a la Alcaldía de Las Rozas, Miguel Ángel Ferrero.

Desde su punto de vista, el PP tiene "borrachera de poder", por lo que se ha mostrado seguro de que la gente, "que es muy sensata", seguirá el PSOE porque "da la batalla, no da nada por perdido y está dispuesto a trabajar" por los derechos, la igualdad, el bienestar y el interés general.

El dirigente socialista ha manifestado que en España y en Madrid hay "una mayoría social de progreso" y ha añadido que lo que busca la derecha es ganar ayudándose de la abstención. "Tenemos que darle razones a la gente para que acuda a las urnas y no caiga en la estrategia del PP", ha añadido, al tiempo que ha recordado que el PSOE ganó las municipales de 2003 cuando eran pocos los que pensaban que la victoria estaría en su mano.

Para Blanco, al PP "le da todo igual" ya que "lo único que le importa" es que "todo vaya a peor" para ver si su presidente, Mariano Rajoy, "tiene alguna oportunidad" de llegar a La Moncloa. "Hay que ver el festín que montan, la alegría y la sonrisa con que reciben cada dato de desempleo que se conoce a primero de mes. Lo hemos visto hace pocos días. Ya veréis qué cara se les pone cuando los datos sean diferentes", ha apuntado.

El vicesecretario socialista ha animado a los suyos a "no bajar los brazos" porque, según ha afirmado, "no hay más batalla perdida que la que no se libra". En este punto ha recordado lo sucedido en 2003, "cuando el PSOE vivía una depresión colectiva después de haber hecho la tarea y los deberes, y ganó las municipales".

Por ello, ha destacado que lo importante es "tener actitud" y no dar "ninguna batalla por perdida, por los derechos, por la igualdad y por el interés general". "Vamos a empezar una dinámica de campaña que van a ver los del PP como es este partido cuando se pone. Ahora estamos todavía a medio gas. Toca ponerse a tope a partir de que convoquemos las elecciones, el 28 de marzo", ha animado al auditorio.

En España

    0
    comentarios
    Acceda a los 47 comentarios guardados

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot