Menú
Isabel Durán

Un gol por la escuadra

Ahora los Reyes pondrán la primera piedra y el lehendakari podrá mostrar al mundo entero la bondad de su proyecto

Ahora sabemos por qué acudió Ibarretxe a la Conferencia de Presidentes. Menudo gol le han metido el gobierno de Rodríguez Zapatero y su amigo del Estado Libre Asociado, Juan José Ibarretxe, a la Corona y por ende a todos los españoles. Conseguir que Sus Majestades los Reyes acudan a colocar la primera piedra de una planta de Fagor de la Cooperativa Mondragón 48 horas después de la visita del lehendakari a la fábrica de electrodomésticos del grupo con alguno de sus miembros involucrados en sumarios de terrorismo es una pica en Flandes y un gol por la escuadra y en toda regla.
 
Qué calladito se lo tenían ZP y el lehendakari. El martes, durante su visita a la planta de cocción de Fagor electrodomésticos, el presunto presidente de todos los vascos señaló que "la paz, las personas y la preparación (sic) son las tres claves para construir el Euskadi del futuro". Muy tecnológico e industrial todo ello. ¿Verdad? Eso sin tener en cuenta el dinero que el Gobierno vasco destina a la dictadura castrista protectora de terroristas etarras a través, entre otras agraciadas, de la homenajeada Fagor.
 
La visita de los Reyes produce estupor, tristeza y desolación.
Porque aunque forman parte de MCC miles de trabajadores honrados, ajenos por completo al radicalismo terrorista, ese grupo es también el favorito del mundo proetarra. Porque ha costado años de investigaciones policiales desenmascarar algunas de las ayudas a la banda terrorista por parte de personas concretas desde el epicentro de la Corporación. Porque cuando se les pregunta a sus responsables sobre posibles pertenencias y simpatías desviadas de algunos de sus trabajadores se encogen de hombros y dicen que hay que convivir con todo el mundo y que en esa empresa no se exige la filiación política de nadie.
 
Lo que sí hace la ETA es elegir a quién deja vivir en paz en Mondragón y en el país vasco. Las mugas que marcan los territorios del valle de Mondragón tienen la huella de ventas apresuradas de perseguidos por el entramado etarra. De los amenazados, de quienes deben dejar su tierra por la falta de libertad. Saldos del miedo. Saldos muy distintos a los de las cuentas del buque insignia financiero del grupo, la Caja Laboral Popular, banco elegido por ETA y su entorno para guardar su dinero, algo que, aunque no es delito, resulta significativo.
 
Ahora los Reyes pondrán la primera piedra y el lehendakari podrá mostrar al mundo entero la bondad de su proyecto. Zapatero y sus amigos, socios y compañeros de viaje republicanos e independentistas, habrán dado un paso más en el futuro de su comunidad nacional que todavía sigue siendo España.
 
PD. Para más detalles, ETA el saqueo de Euskadi, Planeta 2002 (pág 50-85) publicado por José Díaz Herrera con la colaboración de quien suscribe esta columna. También se pueden cotejar cientos de miles de folios de los sumarios sobre KAS, Herriko Tabernas, Jarrai, AEK, comando itinerante, Gestoras Pro Amnistía, ilegalización de Batasuna, Orain-Egin, etc.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso