Menú

Los problemas económicos de Isabel Sartorius

Sartorius tiene una cuantiosa deuda con la familia de Fernando Ballvé, ya fallecido. "Cuentan que estoy arruinada pero nunca he tenido un duro".

Chic
5
Isabel Sartorius | Cordon Press

El contencioso de Isabel Sartorius con los herederos de quien fue su novio durante un breve periodo de tiempo, el empresario Fernando Ballvé -fallecido en 2009- han provocado un enfrentamiento que ha acabado trascendiendo a los medios.

Tal y como informa Beatriz Cortázar en ABC, Sartorius mantuvo con el empresario una corta relación de apenas unos meses que fue interrumpida por un grave cáncer que él creía haber superado seis años antes. No obstante, y pese a interrumpir su romance, Sartorius se mantuvo a su lado en todo momento hasta que el cáncer le acabó por doblegar. "Nos convertimos en grandes amigos y por respeto a sus hijos nunca he querido hablar", dice Sartorius.

En ese tiempo, Ballvé avaló a Isabel y su socia Marta Oyarzábal con un capital de 200.000 euros para montar un negocio de bolsos que cerró poco tiempo después.

Una deuda que arrastran ahora tanto Sartorius como la familia Ballvé y que, tal y como informa Beatriz Cortázar en ABC, ha llevado a la primera a revivir el acoso mediático de años pasados. La exmujer del fallecido, Sandra Macaya, ha reforzado su ofensiva contra la pareja de socias tras tener que hipotecar su casa.

Sartorius asegura que el dinero fue un regalo de su entonces paraje para apoyarla en su negocio. "Ese aval era un regalo, lo que pasaba es que en esos años no tenía liquidez y vivía de los créditos. Por eso avaló, de haber tenido efectivo lo habría hecho de otra manera", asegura Oyarzábal.

La socia de Isabel Sartorius sigue explicando su versión de los hechos en ABC: "Me parece muy mal que Macaya utilice a los niños para malmeter contra Isabel y dar una imagen negativa de ella. Isabel es una mujer muy sensible y buena y este tema le preocupa mucho. Personalmente creo que odia a Isabel y de ahí que salgan estas historias en prensa".

Tal y como informa Beatriz Cortázar, el pasado verano los herederos de Ballvé renegociaron con Bankinter sus deudas e hipotecaron la vivienda familiar. Sartorius se defiende de las acusaciones de la familia: "Ahora cuentan que estoy arruinada y lo cierto es que no podría estarlo porque nunca he tenido un duro. Vivo al día y así ha sido desde siempre ya que mis padres no me han dado nada, es más, he tenido que hacer algunos reportajes justamente para pagar deudas de mi madre o poder costear algunos gastos de mi hija. No soy una mujer interesada, de haberlo sido podría haberme casado con hombres poderosos. Vivo de alquiler y no tengo ayuda de nadie salvo lo que obtengo por mi contrato en televisión, por mi libro y algún reportaje".

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco