Menú
Katy Mikhailova

Pezones Style

Marcar pezones es tendencia, y llevar pezoneros para parecer que pasas frío también.

Katy Mikhailova
0

Ni push up ni relleno, ahora le llega el turno a los pezones. Marcarlos es tendencia. Hasta aquí todo bien. Quien goce de unos buenos pezones que los luzca, con o sin sujetador. La silicona ya no mola. Ahora lo que se lleva es llevar pezoneros para que parezca que una pasa frío. O esa es la inteligente línea de negocio de Just Nips. Tu sueño está a una distancia de 10 dólares.

Hace unos meses ya la prensa anunciaba que los pechos al estilo de los años 70 volvían. ¡¿Qué cosas?! Hasta la moda dicta cómo tener esta parte tan íntima y tan personal. Y hace un año más o menos yo contestaba al gran Mario Vaquerizo en defensa del ‘pechito Lolitero’ ante sus alabanzas a los senos generosos -por decirlo de una forma bonita-.

Y es que si Kendall Jenner lo quiere, que así sea. Si la hermana pequeña de las Kardashian, machacada aún por el polémico spot -ya retirado- de Pepsi Cola, decide prescindir de sujetador, las demás debemos hacer lo mismo. Aunque no es pionera en nada, pues ya en los 90 Kate Moss apostaba por esta estética; pero, como ya saben, las modas vienen y van.

En verdad, he de confesar que pocas veces son las que yo decido usar un sostén. Pero no por nada en especial. Ni por marcar pezones, ni como protesta por la igualdad de género… porque mi tamaño no lo necesita y además me da pereza. Es más una cuestión de vagancia que otra cosa.

Y en la línea de esa pseudo-igualdad, no podemos obviar la carga ideológica que hay detrás de todo este tipo de acciones. Recordemos a las feministas de los años 70 quemando sostenes… ¡como si eso fuera a cambiar algo!

Ahora bien, y en defensa de la joven it girl y modelo, no creo que sea un delito ir sin sujetador. Que cada uno haga lo que quiera. Lo que me preocupa es que haya mujeres que lo hagan por ideología o por pensar que así se "ven" más atractivas. Más me preocupa aun aquella que opta por los pezones-postizos, porque ya estamos llegando al colmo de la estupidez de la industria de la moda.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios