Menú

'Call of Duty: Advanced Warfare', Kevin Spacey también es un malo de videojuego

Activision, una de las editoras más importantes del mercado, ha decidido dar un nuevo comienzo a una de sus sagas más asentadas y comerciales.

0

Call of Duty comenzó como una franquicia bélica en la cual se revisitaban algunos de los conflictos bélicos más sangrientos de la historia moderna, pero ha ido transmutando con el paso de los años hasta forjar su propio camino, olvidándose de la Segunda Guerra Mundial y otras intervenciones militares históricas para crear nuevas experiencias mucho más acordes a la naturaleza que rodea la actual generación de máquinas.

Con Modern Warfare, la serie se introdujo de lleno en un mundo futurista: nuevas armas, más enemigos, una historia mucho más cercana y por supuesto, una vertiente en línea a la altura para sumar incalculables horas de entretenimiento. A partir de esta entrega, Activision abrió un nuevo estándar que amplió con World at War y Black Ops, proporcionando nuevas revisiones a nivel jugable y alternando entre los diferentes estudios encargados de la franquicia.

Cada año la misma historia

Lanzar un videojuego de la misma marca cada año y conseguir el éxito a nivel comercial es una ardua tarea. No podemos olvidar el elevado nivel de desgaste, acentuado con cada nuevo título lanzado. Los jugadores cada vez son más exigentes, y conscientes de ello, la editora se aseguró un tanto llevando a Modern Warfare hasta completar una trilogía mientras que Black Ops consiguió dos títulos. Su último proyecto, Ghosts, fue el principio de una nueva era: un videojuego de transición disponible tanto para la generación de Xbox 360 y PlayStation 3 como para las nuevas videoconsolas, que esperan ansiosamente la llegada de nuevos títulos. A pesar de sus buenas intenciones, el descenso en las ventas de la marca resulta evidente, ya sea por el natural desgaste o por el resentimiento en los parámetros de calidad, por el momento, no existen planes para nueva secuela directa de Ghosts.

Aquí es donde aparece la nueva entrega de Call of Duty. Con un desarrollo más centralizado en la nueva generación de videoconsolas, donde Xbox One y PlayStation 4 cuentan con el poderío técnico más evidente, Advanced Warfare pretende reunir de vuelta a su séquito de jugadores con una propuesta que llega con la intención de redimir los errores del pasado presentando un nuevo marco teórico, que incluirá abundantes novedades a nivel jugable y acercando de nuevo el concepto argumental, olvidado durante las últimas entregas en pos de la acción multijugador.

El motor gráfico está ya pensado para la nueva generación de consolas

Después de tres años de desarrollo, Sledgehammer Games y Activision están en condiciones de presentar, oficialmente, Call of Duty: Advanced Warfare, el primer título de la franquicia centrado en la nueva generación que llegará el próximo mes de noviembre, con su correspondiente bajón técnico en Xbox 360 y PlayStation 3. Aunque peor lo tienen los jugadores de Nintendo Wii U, que lamentablemente, se queda fuera de la ecuación.

Kevin Spacey y las corporaciones militares

El nuevo escenario presenta para la ocasión un futuro plausible no demasiado alejado en el tiempo. Call of Duty: Advanced Warfare tendrá lugar en el año 2054 dando continuación teórica a los acontecimientos del presente, donde las grandes corporaciones militares mundiales han comenzado a proporcionar empleados a los gobiernos de prácticamente el total del planeta. Con las herramientas bélicas en manos de empresas privadas, parece evidente que conceptos como guerra, verdad y poder cobren un nuevo significado, un significado definido por la economía.

A raíz de los acontecimientos, Activision ha decidido tomar prestada una de las figuras más emblemáticas de la industria del cine para darle mayor dramatización a la obra. El actor Kevin Spacey (American Beauty, House of cards) se sumerge en el mundo de los videojuegos para dar vida a Jonathan Irons, uno de los empresarios que ha dado forma a la mayor de las corporaciones privadas del mundo: Atlas. Como comentábamos con anterioridad, y gracias al cinematográfico tráiler que presentó la compañía, se puede intuir al nuevo villano de la franquicia observado el mundo a través de los ojos de Spacey, con citas tan esclarecedoras como "Democracia no es lo que necesita la gente" o "La gente no busca libertad, busca límites, reglas".

Seremos uno de los soldados privados de Atlas, la empresa propiedad del personaje encarnado por Kevin Spacey

Los jugadores encarnarán a un soldado caracterizado por el protagonista de The Last of Us, Troy Mitchell, de modo que se abren nuevas incógnitas sobre hacia dónde se dirigirá el contexto de la obra, aunque seguramente abrirá nuevos caminos a nivel jugable para la ocasión. Además del confirmado modo cooperativo, del que se desconoce si serán campañas alternativas o misiones exclusivas, la ambientación del nuevo Call of Duty promete nuevas propuestas jugables.

Adrenalina en un exoesqueleto

Más allá de las bases conceptuales del género, que la franquicia ha demostrado dominar y domesticar a su gusto, Advanced Warfare presenta habilidades privilegiadas para los soldados privados. Realizar grandes saltos, trepar por paredes verticales, aumentar nuestra fuerza e incluso volvernos invisibles serán algunas de las habilidades proporcionadas por unos exoesqueletos que se podrán personalizar y mejorar a medida que vayamos avanzando durante la campaña. Se incluye, además del arsenal presente en la gran mayoría de producciones bélicas, el armamento energético, así como drones y bots –pequeños robots militares flotantes– que podremos controlar desde tierra para realizar ofensivas y coberturas portátiles, las cuales permitirán al jugador protegerse del fuego enemigo en cualquier punto del escenario.

Todos estos elementos se defenderán sobre la pantalla con el apoyo de un nuevo motor gráfico, pensado para la nueva generación y suavizado para las plataformas predecesoras. En el vídeo promocional se evidencia un cambio drástico en comparación con obras anteriores, aunque por el momento no se conocen exactamente las diferencias entre versiones. Eso sí, la banda sonora del videojuego estará compuesta por uno de los compositores más cotizados de la industria, Harry Gregson-Williams, que escribió las partituras de Modern Warfare además de la franquicia Metal Gear Solid.

Los jugadores dispondrán de habilidades sobrehumanos gracias a los exoesqueletos

Por el momento, únicamente se han desvelado los primeros detalles sobre el modo historia de Advanced Warfare, anunciando a bombo y platillo la inclusión del actor y el tenso escenario en el que sucederá la historia. Su vertiente multijugador, uno de los grandes reclamos de la franquicia todavía no ha sido anunciada. Se esperan nuevos detalles de cara al E3, la feria de entretenimiento digital más importante de la industria, que tendrá lugar en Los Ángeles durante el mes de junio. Lo que sí que se ha confirmado, tal y como venía ocurriendo con las entregas anteriores, es que los contenidos descargables del videojuego llegarán en forma de exclusividad temporal para las plataformas de Microsoft, produciéndose un lanzamiento posterior a PlayStation y PC transcurrido un mes.

Call of Duty: Advanced Warfare tendrá un lanzamiento mundial el próximo 4 de noviembre para Xbox One, PlayStation 4, Xbox 360, PlayStation 3 y PC. Como curiosidad, la propia desarrolladora ha confesado que, después del presente título, le gustaría continuar con un proyecto que recientemente ha sido cancelado dentro de la franquicia, un Call of Duty en tercera persona ambientado en la Guerra de Vietnam.

En Tecnociencia

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Tienda LD