Menú

El Real Madrid da un paso atrás en Sevilla

Cristiano adelantó a los blancos, pero los hispalenses, que suman su sexta victoria consecutiva, remontaron gracias a un doblete de Bacca.

0
Cristiano adelantó a los blancos, pero los hispalenses, que suman su sexta victoria consecutiva, remontaron gracias a un doblete de Bacca.
Rakitic se marcha de Pepe para dar a Bacca un balón que acabó en el 2-1. | EFE

Paso en falso del Real Madrid, que en tres días ha sufrido dos derrotas consecutivas que le pueden acabar costando el título de Liga. Después de perder el clásico contra el Barcelona en el Bernabéu, los blancos también se han dejado los tres puntos contra el Sevilla en el Sánchez Pizjuán (2-1).

Fue un partido incómodo para el equipo de Carlo Ancelotti. Tuvo la pelota y pareció controlar la situación durante la mayor parte -de hecho, encerró a los de Unai Emery en su área durante muchos minutos-, pero acabó pagando caro su falta de acierto en los últimos metros. Los hispalenses, en cambio, transformaron casi todas las ocasiones que tuvieron para acabar llevándose los tres puntos. Está intratable el conjunto andaluz, que después de haberse visto con el agua al cuello hace poco más de un mes, se permite soñar ahora con la Champions al situarse a seis puntos del cuarto clasificado, el Athletic de Bilbao.

Sin los sancionados Di María y Sergio Ramos -finalmente el Tribunal de Arbitraje Deportivo no concedió la suspensión cautelar de la sanción al sevillano-, Ancelotti tuvo que recomponer el equipo, dando entrada en el once a Varane e Illarramendi. Emery, por su parte, sacó su equipo de gala con los Rakitic, Marko Marin, Bacca, Reyes...

El primer aviso lo dieron los locales, aunque el Madrid no tardó en responder con la velocidad de Bale y dos buenas aproximaciones de Benzema. En esas, Modric empezó a gustarse y a surtir buenos balones a la delantera. Con metros por delante, el croata pudo brillar. Nada que ver esta versión con la que venía de ofrecer ante el Barça, donde estuvo atenazado. Modric mantuvo un bonito duelo con su paisano Ivan Rakitic, quien a la postre acabaría siendo el ganador.

Se adelantó el Madrid al cuarto de hora con un lanzamiento de falta de Cristiano Ronaldo que Bacca, en la barrera, desvió tras sacar el brazo a pasear. Era penalti, pero la pelota acabó introduciéndose en la portería de Beto. Se las prometía felices el equipo de Ancelotti, dispuesto a curar cuanto antes las heridas que dejó el clásico, pero sólo tardó cuatro minutos el Sevilla en firmar el 1-1. Un gol obra de Bacca, que se aprovechó de un buen pase de Reyes, tras un error de Xabi Alonso en la entrega, para batir a Diego López.

El conjunto blanco, movido al ritmo de Modric, cogió rápidamente el toro por los cuernos y se presentaba con asiduidad en los pagos de Beto. El meta portugués se lució en la recta final de la primera mitad, primero sacándole un gran disparo a Cristiano y luego resolviendo a la perfección en un mano a mano con Bale. El Madrid asediaba la portería rival, pero no encontraba el gol en los últimos minutos de un primer acto que se cerró con un penalti de Beto sobre Ronaldo, arrollándolo en su salida, que no pitó González González.

Más de lo mismo tras el descanso, con el conjunto de la capital de España encerrando a los andaluces en su área. Después de haber renunciado claramente a la posesión, la consigna de Emery a sus muchachos era clara: defender con intensidad atrás y tratar de sorprender a la contra. El caso es que el Madrid lo intentaba, pero sin demasiada fe. Después de haber empezado con fuerza, la BBC -Bale, Benzema y Cristiano- se fue apagando con el paso de los minutos.

Y mediada la segunda parte llegó la remontada sevillista con el gol de Bacca, tras una acción espectacular de Rakitic, el hombre de la noche. El croata se marchó de Pepe con un sensacional regate de espuela, sombrero incluido, y sirvió un medido balón en la frontal al nueve colombiano, que no perdonó ante Diego López.

El reloj corría en contra de un Madrid que se quedaba sin soluciones. Ancelotti metió en el campo a Isco y Morata -éste en sustitución de Modric, sin duda el mejor de los suyos-, pero ni el malagueño ni el canterano fueron los revulsivos que esperaba el técnico italiano. Y al final llegó lo que se temía: derrota de un Madrid que, después de ceder el liderato, ve cómo la Liga se le puede acabar escapando.

Restan ocho jornadas para el final y al cuadro blanco le queda otra salida difícil dentro de diez días en Anoeta. Pero confía en que Atlético y Barcelona, ahora ambos por delante en la tabla, se desgasten con el doble duelo de Champions. Aún queda mucha tela que cortar, cierto, pero de momento a los blancos les está saliendo rana en estas últimas horas.


Ficha técnica

Sevilla, 2: Beto; Coke, Nico Pareja, Fazio, Alberto Moreno; Iborra, M'Bia; Reyes (Fernando Navarro, m.75), Rakitic, Marko Marin (Vitolo, m.71); y Bacca (Gameiro, m.83)
Real Madrid, 1: Diego López; Carvajal, Pepe, Varane, Marcelo; Illarramendi (Isco, m.67), Xabi Alonso, Modric (Morata, m.90); Bale, Cristiano Ronaldo y Benzema

Goles: 0-1, m.14: Cristiano Ronaldo, de falta directa; 1-1, m.18: Bacca; 2-1, m.72: Bacca
Árbitro: González González (Comité castellano-leonés). Amonestó a Iborra (m.21) y Marko Marin (m.61), del Sevilla; y a Bale (m.23), Varane (m.78) y Xabi Alonso (m.87), del Real Madrid
Incidencias: Partido correspondiente a la trigésima jornada de la Liga BBVA disputado en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán ante unos 43.000 espectadores. Terreno de juego en perfectas condiciones

En Deportes

    0
    comentarios

    Servicios