Menú

Panda Raid 2018, una carrera comprometida con el medio ambiente

La salida oficial de la carrera será, como ya es tradición, desde Madrid a Motril.

Publirreportaje
0
Alejandro Sánchez. | Archivo

Los motores de Panda Raid 2018 están a punto de encenderse para recibir a los 350 equipos participantes que este año recorrerán las dunas del desierto de Marruecos en busca de competición, diversión, desconexión de la rutina diaria y, sobre todo, grandes dosis de aventura.

En la que ya será la 10ª edición del rally amateur de larga distancia, disputado con Fiat Pandas a través de carreteras y pistas de Marruecos, la organización ha diseñado un trazado fiel a los valores de aventura, diversidad de terrenos y diversión.

La salida oficial de la carrera será, como ya es tradición, desde Madrid a Motril, localidad en la que los equipos embarcarán en un ferry destino Marruecos. Desde allí, y tras pasar su primera noche, partirán rumbo a Bni Tadjite, en la que promete ser una primera etapa llena de cruces y cambios de dirección que servirán como primera toma de contacto con la competición.

La segunda etapa tendrá como destino Errachidia pero antes de llegar a la meta, los participantes alternarán grandes pistas con terrenos arenosos que les obligarán a alternar el ritmo.

Conscientes de que la mayoría de los participantes disfrutan especialmente de las etapas en el desierto, los pilotos llegarán antes al sur de Marruecos que en anteriores ediciones. Concretamente al finalizar la tercera etapa, con destino Merzouga, y tras atravesar de norte a sur "las dunas más altas de Marruecos".

La cuarta etapa siempre es un punto de inflexión en esta competición y será aquí donde los equipos podrán disfrutar con más libertad y calma tanto de la conducción, como de la imponente belleza de los inmensos espacios arenosos que separan las dunas del final de la etapa, en Trafraoute Sidi Ali.

De camino a Tansikht, los participantes disfrutarán en su penúltima etapa de todos los ingredientes por los que es conocido Panda Raid: arena, lagos secos y grandes espacios de desierto en estado puro.

Como broche de oro a esta 10ª edición, las innumerables curvas del puerto de montaña de Col de Tichka, en el que los pilotos demostrarán todo lo aprendido antes de llegar a la meta: Marrakech.

Pero la huella de Panda Raid no se reduce solo a la aventura y el disfrute de los participantes, sino que tanto los organizadores como los equipos son plenamente conscientes del entorno en el que se disputa y de su compromiso con su huella ecológica. En este sentido, la organización de la carrera, junto a la Fundación GoodPlanet, estimarán las emisiones de CO2 producidas en la carrera teniendo en cuenta los participantes y los kilómetros recorridos. De esta manera, el dinero equivalente a las emisiones se destinará a fomentar el desarrollo y profesionalización del sector apícola sostenible del sur de Marruecos, concretamente beneficiando a los pueblos de Azrarag y Ait Baha Oubaha. Un proyecto que preservará la biodiversidad y el mantenimiento de los ecosistemas, al mismo tiempo que fortalece los beneficios económicos y sociales de la población local.

Por su parte, algunos equipos participantes llevarán a la carrera sus propios mensajes de concienciación ambiental. Tal es el caso de SIGAUS, Sistema Integrado de Gestión de Aceites Usados, que participará en la carrera sirviendo de altavoz al mensaje medioambiental "kilómetros por el medio ambiente". Y es que esta entidad hará hincapié en la importancia de la recogida y reciclaje tanto de los aceites usados del motor de los coches, como del que generan maquinarias industriales y procesos productivos, evitando que este residuo tan contaminante dañe el medio ambiente.

Esta Entidad también repartirá a la población infantil local material escolar consistente en 250 packs de libretas y bolígrafos realizados al 100% con material reciclado.

Las acciones solidarias de SIGAUS en Panda Raid son solo una parte de su compromiso responsable tanto con el medio ambiente como con las personas. Es así como durante este 2018, el Sistema tiene previsto realizar donaciones económicas a la Fundación de lucha contra el Síndrome de Dravet y a la Fundación Porqueviven, de apoyo al desarrollo de cuidados paliativos pediátricos.

Y es que, acciones como éstas, solo sirven para darse cuenta de que en Panda Raid, como en la vida, la importancia no radica en llegar el primero, sino en dejar una huella en el camino.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios