Menú

Garzón cita a Luis del Pino como imputado

Seis días después de que se admitiera a trámite la querella de la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M contra Sánchez Manzano, Garzón reactivó una querella del SUP contra Luis del Pino, presentada en diciembre de 2007 y que llevaba 20 meses durmiendo en distintos cajones.

LIBERTAD DIGITAL
0

En diciembre de 2007, el Sindicato Unificado de Policía presentó una querella contra el periodista Luis del Pino, por "calumnias e injurias al Gobierno y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado". La querella le correspondió por reparto al Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, de Baltasar Garzón.

El 1 de febrero de 2008, y de acuerdo con la fiscal Dolores Delgado, Garzón se inhibió en favor de los juzgados de Madrid, por considerar que no existían injurias ni calumnias contra el Gobierno de España en los artículos denunciados y por no ser competente la Audiencia Nacional en el presunto delito de injurias o calumnias contra las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

La querella llegó a los Juzgados de Plaza de Castilla y le correspondió por reparto al Juzgado de Instrucción 8, que abrió diligencias previas el 23 de abril de 2008. Pero, enterado el juez de que había otra denuncia de Sánchez Manzano contra Luis del Pino en el Juzgado de Instrucción 40, decidió inhibirse en favor de este último juzgado el 12 de junio de 2008. Ya eran dos los juzgados que habían decidido inhibirse.

Sin embargo, el Juzgado de Instrucción 40, al recibir la petición, decidió no admitir la competencia en la causa y le devolvió la querella al Juzgado número 8 el 2 de julio de 2008.

No sería el último viaje de la querella. El 29 de septiembre de 2008, el Juzgado de Instrucción 8, al ver que le devolvían la causa, decidió rechazar la inhibición de Garzón y le devolvió las diligencias, con lo que éstas acabaron en el punto de partida, pero 9 meses después.

Sin embargo, aunque el Juzgado de Instrucción 8 decidió en septiembre de 2008 devolverle la causa a Garzón, al Juzgado de éste no llegó la querella hasta... el 3 de febrero de 2009. ¡Cinco meses para viajar de un juzgado a otro! A partir de ahí, la querella debió de quedar aparcada en algún cajón, porque Garzón no realizó ningún tipo de diligencia relacionada con ella.

Sin embargo, el 8 de julio de 2009 la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M presentó una querella contra el comisario Sánchez Manzano, la cual fue admitida a trámite el 10 de julio.

GARZÓN NO ESPERA AL SUPREMO

Y entonces, seis días después, Garzón reactivó esa querella contra Luis del Pino que llevaba durmiendo en distintos cajones la friolera de dieciséis meses y pidió de nuevo informe al ministerio fiscal sobre si la Audiencia Nacional es competente en la querella del SUP.

La Fiscalía se ratificó en que la Audiencia Nacional no es competente, ante lo cual Garzón decidió, el 6 de agosto pasado, elevar una cuestión de competencia a la Sala Segunda del Tribunal Supremo, para que sea ella la que decida quién debe hacerse cargo del asunto, si la Audiencia Nacional o el Juzgado de Instrucción 8 de Madrid. Sin embargo, en el mismo auto, el mismo juez Garzón cita a declarar a Luis del Pino como imputado por "injurias y calumnias" (la citación no especifica contra quién) para esta semana que viene.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 116 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco