Menú

Las seis claves para estar al día con 'Gran Hermano VIP'

¿Estás confundido? Te aclaramos las tramas más sonadas que se están desarrollando en la casa de Guadalix.

0
¿Estás confundido? Te aclaramos las tramas más sonadas que se están desarrollando en la casa de Guadalix.
Los concursantes de GHVIP. | Telecinco
El concurso acaba de empezar, pero los concursantes de la última edición de Gran Hermano VIP, ya están dando que hablar, para bien o para mal. Te resumimos en seis claves lo que ha pasado hasta ahora en la casa de los VIP.

Carlos Lozano, el "villano" de GHVIP 4

El presentador de televisión empezó siendo todo simpatía y buen rollo, pero según han pasado los días (y eso que no lleva ni una semana en la casa de Guadalix) su carisma se ha convertido en mal humor. Carlos Lozano ha sido uno de los protagonistas de la primera discusión de la casa. Todo empezó cuando, con alguna que otra copa de más, el expresentador de Operación Triunfo bromeaba sobre la condición sexual de Fran alias "pequeño Nicolás", insinuando que es gay por dormir con Javier Tudela. Pero el joven se enfadó de forma considerable y respondió con otro desafortunado comentario: "Yo también podría decir, de broma, que es cocainómano".

La siguiente en despertar la ira de Lozano fue, contra todo pronóstico, su primera amiga en la casa, Rosa Benito. La buena sintonía entre ambos se rompía cuando el televisivo acusaba a sus compañeros de abrir y cerrar la nevera para comer. La comida, como siempre, motivo de bronca en Gran Hermano. El comentario no sentó bien a Rosa y le contestó directamente: "Parece mentira que tú lo digas cuando no paras de comer galletas y kiwis". La pelea terminó con Lozano pidiendo un cambio de cama porque ya no quiere dormir a su lado, le da "mal rollo". Ella, cuando se enteraba de que su excompañero de cama quería un cambio, ironizaba: "Me ha quitado el sueño".

Ya lo ha dicho el mismo Carlos: "Empieza la guerra, que es lo que mola".

Laura Matamoros, una hija dolida contra Makoke

La hija de Kiko Matamoros es un drama en sí y por fin se ha sincerado sobre la relación distante con su padre. "Él es muy orgulloso y yo soy bastante tozuda", le reconocía Laura a Liz en una conversación. La hija del colaborador de Sálvame rompía a llorar en el confesionario y contaba su verdad: "Son las diferencias que se hace entre hijo e hijo. Entre un hijo que no es hijo y yo, que soy su hija. Y Javi (Tudela) no tiene nada que ver, no tiene mal fondo".

"No tiene ni idea de las burradas que suelta su madre. No sé si es consciente o no, a lo mejor es porque es egoísta en ese sentido. Ella (refiriéndose a Makoke) mira por su familia, por sus hijos, pero por la familia anterior de mi padre, no. ¿Cómo se puede hacer feliz a tu pareja apartándole de su familia, de sus hijos?".

Makoke prefiere no profundizar en este delicado tema de desencuentros familiares: "Si Laura tenía esa animadversión hacia mí yo lo desconocía". Kiko, a diferencia de lo que pueda estar pensando su hija dentro de la casa, lo tiene claro y quiere que gane el 'reality': "Creo que como concursante tiene bastante valor por su personalidad, va a dar bastante juego, dará qué hablar con independencia de todas estas cosas".

El "pequeño Nicolás" (perdón, Fran), la estrella

A pesar de las broncas, Fran Nicolás está regalando muy buenos momentos. Ya desde el primer día era el que más curiosidad despertaba entre el resto de concursantes de la casa. Liz y Carlos Lozano querían dormir a su lado, se pasea en bata por la casa como un señor, da lecciones de protocolo y quiere aprender a hacer las tareas del hogar, porque no sabe ni poner la lavadora, ni planchar, ni cocinar.

Uno de los momentos más divertidos lo protagonizaba junto a Javier Tudela, cuando le pidieron prestadas un par de túnicas a Rappel para que le traspasara sus poderes. "Veo el futuro de Génova muy negro", bromeaba.

El resto de compañeros sienten mucha curiosidad por la vida de Francisco Nicolás y es la comidilla en las conversaciones. Todos coinciden en que es un joven "muy listo". Veremos si utiliza su astucia también para el concurso.

Carmen López, contra la casa

La concejala díscola de Ciudadanos no está ganando mucha popularidad entre sus compañeros y cree que está en el punto de mira. Primero tuvo una fuerte pelea con Rappel y Lozano durante la prueba semanal en la que tenían que embalsamarla, a los que acusó de tocarla de forma indebida. Después se inventó que el cocinero Julius habla mal de Carlos y se lo contó, pero su intención de separarles no le salió bien.

También quiso ir a por Fran, del que asegura tener información confidencial. ¿Por qué una concejala de Ciudadanos en Sevilla iba a tener acceso a datos importantes sobre él? En plató, al menos, no ha convencido a nadie.

De Julián Contreras dice que es un "palmero" por querer tratar de poner paz en la casa, y eso que es el más prudente y prefiere mantenerse al margen de los enfrentamientos. Después de apenas una semana, lo peor que puede hacer es poner a toda la casa en su contra, por lo que suena como candidata a ser una de las primeras nominadas.

Liz tontea con Carlos... y Fran tontea con Liz

Liz Emiliano es sin duda una de las bellezas de la casa y parece estar tanteando a Carlos Lozano. La dominicana ha reconocido que es "muy atractivo y morboso" y empezaba el tonteo sacando su lado más divertido e infantil con él. Para no perder el tiempo, le preguntaba directamente por su novia. "¿No piensas que te puede surgir el amor dentro de esta casa?", soltaba Liz, pero el le reconocía que es muy difícil porque quiere ser fiel. La puerta se queda entreabierta porque el expresentador llegó a decir que "en esta casa los sentimientos, ya sabes..."

Pero Fran parece que también ha puesto los ojos en Liz. Ya le ha regalado algunas frases como "me sirves de apoyo, de bastón de mi vida" o "me he dormido pensando en ti", además de guiñarle el ojo en alguna ocasión y entablar conversaciones con dobles intenciones.

Algunas decepciones

Es cierto que el concurso acaba de empezar y es pronto para posicionarse, pero esperábamos más de algunos concursantes. Es el caso de Sema, el amiguísimo de Isa Pantoja, que prometía regalarnos momentos a lo Han en Gran Hermano 16, pero aún no convence. Y eso que durante la fiesta de pijamas fue el protagonista imitando a una mezcla de Ylenia, Belén Esteban y choni de barrio.

Del resto de concursantes, de momento, no hemos conocido demasiada acción. Son demasiados para convertirse en "muebles" oficiales, así que les damos un voto de confianza para que nos regalen buenos momentos.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios