Menú

Alonso se conformaría con un séptimo puesto en Montreal

El piloto español Fernando Alonso (Renault) se muestra descontento tanto con su situación en el Mundial de pilotos como con la de su equipo en el de constructores, y dice que en el circuito de Montreal, escenario este fin de semana del Gran Premio de Canadá, tiene que dar más de sí mismo. El ovetense, que sólo ha conseguido nueve puntos en seis carreras, cree que "todos los equipos están en una situación parecida". Respecto a su futuro, afirma que no tiene "ni idea": "No sé lo que puedo hacer el año que viene, como para hablar del 2010".

0
El piloto español Fernando Alonso (Renault) se muestra descontento tanto con su situación en el Mundial de pilotos como con la de su equipo en el de constructores, y dice que en el circuito de Montreal, escenario este fin de semana del Gran Premio de Canadá, tiene que dar más de sí mismo. El ovetense, que sólo ha conseguido nueve puntos en seis carreras, cree que "todos los equipos están en una situación parecida". Respecto a su futuro, afirma que no tiene "ni idea": "No sé lo que puedo hacer el año que viene, como para hablar del 2010".
L D (EFE) "En Red Bull sólo Webber ha conseguido puntos; Williams espera que lo haga Rosberg, y en Toyota, por ejemplo, Timo Glock no ha sumado demasiados. De mí se espera que aporte la mayor parte de los puntos para mi equipo, pero de momento no he aportado muchos", afirma. El ovetense considera que en el Gran Premio de Canadá "sería bueno puntuar", pese a que no esté luchando por el título. "No estaría mal quedar lo más arriba posible. La séptima posición, que es la máxima a la que podemos aspirar, ahora mismo la tenemos demasiado lejos, con Webber y Kovalainen un poco escapados. Y en Constructores estamos séptimos y eso no puede ser", dice. "Tenemos que mejorar. Tenemos a poquitos puntos a algunos equipos y ése es nuestro objetivo. Lo puntos van a ser bienvenidos, pero eso no va a quitar que sigamos arriesgando y en ocasiones tratando de buscar un podio incluso sacrificando unos buenos puntos que tengas asegurados", afirma.

Alonso también se ha referido a su futuro, y dijo que ahora no tiene "ni idea" porque no se ha parado a pensarlo. Ni siquiera tras las declaraciones en las que el finlandés Kimi Raikkonen sigue manteniendo incierto el suyo: "Ya se ha dicho bastante. No sé lo que puedo hacer el año que viene, como para hablar del 2010. Serían rumores sin fundamento, pero no me importaría. Si salen los rumores, saldrán".

"Todavía no hemos pensado en lo que vamos a hacer el año que viene. No tenemos ninguna prisa. Tenemos tiempo para decidir. Y tenemos, sobre todo, que hacer un año lo mejor posible. Llevamos poquitos puntos y esto no es bueno ni para el equipo, ni para mí, ni para nadie. El momento de tomar la decisión para el año que viene será a finales de campeonato. Ahora no vamos a empezar a mirar esas cosas", afirma. "Cuando firmé con ellos (Renault) el año pasado sabía que no iba a ser un compromiso corto y que ellos no iban a dejar la Fórmula Uno demasiado pronto. Yo siempre he creído que iba a estar con ellos un par de años", agrega.

Al referirse a la situación de su equipo, que no ha conseguido en 2008 facilitarle un coche ganador, Alonso dice: "Si el coche no cambia mucho en estas dos próximas carreras supongo que se dejará por imposible". Sin embargo, el español cree que el equipo debe seguir trabajando para el coche del año que viene: "Todo lo que se evolucione en el 2008 va a servir para el 2009 por mucho que cambie la normativa la próxima campaña". "Si encuentras una nueva suspensión o un nuevo sistema de frenada, o lo que sea, el coche al año que viene también va a funcionar perfectamente. No creo que se pierda mucho por seguir evolucionando un coche para el año siguiente. Pero no puedes poner el coche del 2009 en el túnel del viento en octubre, porque es demasiado tarde. Hay que pensar lo antes posible en el coche del siguiente año", asegura.

Respecto al Gran Premio de Canadá, Alonso comenta que "en teoría este gran premio es malo para nosotros porque sabemos que nos falta estabilidad en frenada y tracción. Y en este circuito se trata de eso. Pensamos que puede ser un fin de semana difícil, pero, al mismo tiempo, puede ser una carrera muy loca, con coches de seguridad, bastante abandonos... y quizás ahí podemos tener la suerte de cara, que nos salgan bien las cosas y sea un buen fin de semana. El jueves no podemos tirar la toalla". "Hay que ver qué pasa mañana, cuando probemos los dos tipos de neumáticos, que serán los mismos que llevamos a Mónaco. Se esperan bastante problemas porque pueden ser muy blandos para aquí. Y luego también hay que probar los frenos, que son otra preocupación. Mañana es el tiempo de hacer todas estas pruebas", concluyó.
 

Temas

En Deportes

    0
    comentarios