Menú

¿Por qué los ecuatorianos son del Barça?

La unión entre el Barcelona SC y el FC Barcelona es total, tanto que tuvieron problemas con la propiedad intelectual de la marca Barça.

0
La unión entre el Barcelona SC y el FC Barcelona es total, tanto que tuvieron problemas con la propiedad intelectual de la marca Barça.
Aficionados del Barcelona Sporting Club ecuatoriano. | BSC

La palabra 'método' proviene del antiguo griego methodos y simboliza el medio que se utiliza para llegar a una cierta meta. El método científico, por tanto, sería el conjunto de técnicas que se emplean para producir conocimiento y que, entre otros pasos, se utilizan herramientas tales como la observación del fenómeno, la inducción para extraer principios y el planteamiento de la hipótesis con el objetivo de culminar en su demostración.

El fenómeno es claro: el Barça cala más entre los hinchas sudamericanos que el Real Madrid. Un par de horas por el centro de la capital son más que suficientes para darse cuenta de este hecho, hasta ahora nunca abordado. Vaya por delante que nada malo hay en ser de un equipo u otro, pero es llamativo que personas que viven en una ciudad se hagan del equipo de otra, más aún cuando la rivalidad –deportiva– es máxima. Ya sea por motivos netamente prácticos, como disfrutar del estadio de tu equipo sin necesidad de viajar 600 kilómetros, o por puro sentimiento, al ser el equipo que representa a la ciudad en la que vives, el hecho de escoger el equipo rival es, a primera vista, ilógico.

Para explicarlo es necesario resaltar que la inmigración ecuatoriana ha sido desde comienzos del presente milenio la más numerosa latinoamericana y, en el caso que nos ocupa, es también la comunidad iberoamericana más representativa de Madrid. Guayaquil, la ciudad de Ecuador más poblada, es mayoritariamente del Barcelona Sporting Club (BSC).

Fundado el 1 de mayo de 1925 por españoles hinchas del Barça y ecuatorianos miembros del humilde Barrio del Astillero, el BSC es el icono futbolístico del país. Bajo el seudónimo El Ídolo del Astillero, el club comenzó su andadura en casa del español Eutimio Pérez y forjaría su leyenda con Onofre Castells como Presidente de Honor. El Barcelona ecuatoriano es el club que más ligas ha ganado, el único equipo que jamás ha descendido y el que más hinchas tiene de todo Ecuador.

La cercanía del Barcelona Sporting Club con el Barcelona Fútbol Club no se basa únicamente en la referencia a la Ciudad Condal, la unión es aún mayor. Los escudos de ambos equipos son casi idénticos, no así la camiseta. Cabe resaltar que ambos equipos se han enfrentado en tres ocasiones, venciendo la última vez el BSC por 2 a 1 en el partido jugado en 1988.

Propiedad intelectual

Pero no todo iba a ser positivo. La pela es la pela, aquí y en la China Popular. El 26 de diciembre de 2012, el Fútbol Club Barcelona presidido por Sandro Rosell solicitó el registro de la marca "FCB, FC Barcelona& Diseño" en Ecuador para proteger sus "productos de clase internacional No.25: prendas de vestir, calzado y artículos de sombrería". Por su parte, el 13 de agosto del año siguiente, el Barcelona Sporting Club presentó su oposición al registro del Barça, argumentando ser el legítimo propietario en Ecuador, tras 89 años de historia.

Sin embargo, el Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI) confirmó este 17 de julio que fue el F.C. Barcelona el primero de los dos en registrar su marca en el país, ya que el SFC no lo hizo hasta la llegada del lío legal, al no haber tenido nunca problemas para proteger su marca dentro de Ecuador.

La directiva culé se basó tanto en el Convenio de París de 1985, como en el artículo 134 de la Ley de Propiedad Intelectual ecuatoriana, para defender su marca frente al equipo autóctono. Pese a la incertidumbre que generó dicho litigio entre los hinchas, ante el temor de perder el escudo y las señas de identidad del equipo culé ecuatoriano, finalmente el asunto se resolvió sin menoscabo para los símbolos del club iberoamericano.

El IEPI falló a favor del FC Barcelona, reconociéndole su derecho a registrar su marca para proteger los artículos de clase No25. Por lado del Barcelona Sporting Club, el Tribunal aceptaba el acuerdo de convivencia pacífica al que llegaron ambas partes y añadía que "una coexistencia pacífica, extensa en número de años y sin reclamaciones por parte del primer titular, puede significar una autorización tacita de aquél para que el segundo titular pueda continuar utilizando su marca", no perjudicando así al club astillero.

Se podría afirmar que la unión histórica de ambos clubes sería la razón de peso principal por la cual los ecuatorianos e hinchas de países cercanos se sintiesen más atraídos por el equipo que les recuerda a su tierra natal que el equipo de la ciudad que les acoge.

En Deportes

    0
    comentarios