Menú

Lugo dice ser una "persona humana imperfecta" pero no dimite

El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, pidió perdón por el escándalo que afronta por las demandas de paternidad que le han presentado varias mujeres que mantuvieron relaciones con él mientras era obispo, pero dice  que cumplirá su mandato, que termina en agosto de 2013.

0
El presidente de Paraguay, Fernando Lugo, pidió perdón por el escándalo que afronta por las demandas de paternidad que le han presentado varias mujeres que mantuvieron relaciones con él mientras era obispo, pero dice  que cumplirá su mandato, que termina en agosto de 2013.
Lugo, durante la insólita comparecencia de este viernes. (EFE)

L D (EFE) En una rueda de prensa Lugo se declaró "persona humana imperfecta, fruto de procesos históricos, perfil de mi cultura". Agregó que "asumiré con todas las responsabilidades presentes y futuras aquellas situaciones que me conciernen, no solo con la actitud de respeto a la justicia o la verdad, sino con la multiplicación de afecto y atención".

Tras las dos nuevas denuncias de supuesta paternidad planteadas contra él y después de reconocer recientemente como hijo suyo a un niño de dos años, señaló que "al pedir perdón reiteradamente asumo al mismo tiempo que soy el presidente que Paraguay eligió para promover un cambio sin retorno y ese cambio no se detendrá".

Lugo, que asumió la Presidencia en agosto de 2008, insistió en que "de ninguna manera permitiré que estas circunstancias afecten en lo mínimo acciones de interés nacional, el ejercicio de los grandes planes y proyectos que marcan el paso de un Paraguay soñado por todos y todas".

El gobernante se vio obligado a reconocer que tuvo una relación con la madre del niño, Viviana Carrillo, cuando aún era obispo de San Pedro, así como la paternidad del menor, después de que dos abogados presentaran una demanda de filiación en Encarnación (sur del país).

Tras desvelarse ese caso, otras dos mujeres afirmaron haber tenido hijos con Lugo y una de ellas presentó también una demanda judicial. Se trata de Benigna Leguizamón, de 27 años, quien el pasado miércoles recurrió al juzgado de la Niñez y la Adolescencia de Ciudad del Este, a 330 kilómetros de Asunción, con una demanda de filiación y prestación de pensión alimenticia. Casi al mismo tiempo, Damiana Hortensia Morán Amarilla, de 39 años, dijo a los periodistas que concibió otro niño del jefe de Estado, Juan Pablo, que hoy tiene un año y cuatro meses.

Temas

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 7 comentarios guardados

    Servicios