Menú

Eguiguren admite que el PSE negoció políticamente con Batasuna-ETA

 

0
 
"
L D (Agencias) El principal protagonista de la negociación con ETA revela en El País algunas de las claves de un proceso que insiste en defender y en el que no cree haber cometido "errores de calado". Eguiguren admite los contactos previos a la tregua, negados sistemáticamente por el Gobierno y celebrados mientras el PSOE firmaba el Pacto por las Libertades. También reconoce que, tras el comunicado, negociaron políticamente con Batasuna, según dice, para "mostrarles que el proceso iba en serio".
 
En una entrevista publicada este domingo por El País, el presidente del PSE analiza la negociación con ETA de la que fue protagonista como ya hiciera en otra entrevista en El Correo. Habla del asesinato de Isaías Carrasco, de las expectativas de futuro y también de lo que su partido hizo antes y después de los comunicados de la banda terrorista. Eguiguren revela, además, los nombres de los interlocutores que animaron al Gobierno, según dice, a proseguir con los contactos pese a la bomba de Barajas.
 
Eguiguren, que dice no "ser consciente de haber cometido errores de calado", afirma que el Gobierno "llegó al borde del precipicio para intentar salvar el proceso a riesgo de su propio desgaste". "Por eso siguió hasta despejar todas las incertidumbres", afirma en alusión a las conversaciones tras el asesinato de dos personas en Barajas. En este punto, revela el nombre de las dos personas que "`pidieron al Gobierno que escuchara a ETA": Tony Blair y Gerry Adams.
 
El socialista también se refiere a las "conversaciones políticas" con Batasuna-ETA durante la falsa tregua. Justifica su inicio "porque el proceso estaba empantanado" y había que hacer "algo que arrancara". "Fue una decisión polémica", admite, que tenía como objetivo demostrar que "el proceso iba en serio" y que "si ETA dejaba las armas, los partidos decidirían el futuro vasco".
 
"Aquellas reuniones se hicieron porque podían abrir el proceso", insiste Eguiguren, que matiza más adelante que esos acuerdos con Batasuna y el PNV "sólo entrarían en vigor si eran avalados por el Parlamento vasco". "Yo creo que intentamos un logro histórico", señala después.
 
El presidente del PSE también se refiere a otras reuniones con Batasuna, las mantenidas y nunca admitidas por el Gobierno antes del inicio de la tregua y cuando estaba en vigor el Pacto Antiterrorista. Según reconoce Eguiguren "tuvimos otras conversaciones en las que tratamos de apartar las piedras que podían obstaculizar el camino". "Teníamos la convicción de que iba en serio", se justifica.
 
Un temario "sin abordar"

Eguiguren afirma, además, que "el proceso se había hecho para no tener que llevar más féretros" al ser preguntado por sus sentimientos tras portar el cuerpo de la última víctima de ETA, Isaías Carrasco.

Sobre las conversaciones entre el Gobierno y ETA, dice que no llegó a haber una "reunión de contenido". La organización terrorista "cambió la decisión que había tomado de dejar las armas antes de que se produjera la primera reunión del proceso", explica. No aclara, sin embargo, por qué las reuniones entonces se dilataron tanto, hasta el punto de continuar tras el atentado de Barajas.

Agrega que en conversaciones previas "se habló de un temario, pero Gobierno y ETA, tras la tregua, no dedicaron ninguna reunión a abordarlo", por lo que "puede decirse que el proceso no empezó". Del temario que quedó pendiente, según dice, Eguiguren aclara que "se trataba de hablar de presos, del desarme, siguiendo el modelo irlandés. Y establecer las bases de la reconciliación para el futuro. Nada de eso se llegó a abordar", afirma.
La "fase final" de ETA

Respecto a las reuniones con Batasuna-ETA, considera que sirvieron para que los proetarras "comprobaran la voluntad de un fin dialogado de la violencia y que quien no daba el paso era ETA". El dirigente socialista opina que el Gobierno, los partidos y la sociedad "han escarmentado" y un proceso como el intentado "está superado".

A su juicio, "hay una premisa y es que el adiós a las armas de ETA debe ser definitivo y demostrado con los hechos. Pero, además, se han quemado una serie de instrumentos, las dos mesas, etc". El dirigente socialista se muestra también convencido de que esta legislatura "veremos el final" de ETA. "Estamos en la fase final", afirma.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation