Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

La ictiofagia de los españoles

La ictiofagia se refiere a la manía de considerar los platos de pescado como especialmente distinguidos o apetitosos.

0
Mercadona

La ictiofagia se refiere a la manía de considerar los platos de pescado como especialmente distinguidos o apetitosos. En España es una tendencia relativamente reciente, digamos, del último siglo. Antes de esa fecha lo que daba prestigio era la carne de pollo o de cerdo; en cambio, el bacalao o las sardinas se asociaban con las clases modestas. Parece que la reciente apetencia de pescado es, más que nada, femenina, por aquello del colesterol y de mantener la línea. Por mucho que se disfrace de razones científicas, se trata de una tendencia en los hábitos alimentarios basada en razones de culturales. Es algo que suele suceder con otras muchas modas en el vestir o en el vivir cotidiano.

Los ingleses distinguen entre pork y pig. El primero es el cerdo en la mesa; el segundo es el cerdo en la pocilga. Por lo mismo, en España se establece la diferencia entre el pez (en el agua) y el pescado (en la mesa o en la pescadería). Son cosas distintas y merecen acomodar el léxico. En inglés las dos palabras son una sola: fish.

Algunos acontecimientos han venido a empañar la correlación entre clase acomodada y gusto por el pescado. Por ejemplo, el terror del anisakis, un extraño parásito que se aloja en el pescado, sobre todo si se consume crudo, como en el caso de los boquerones, las ostras y no digamos el sushi japonés. Pero es que ahora cunde la sospecha de que el parásito se esconde también en el pescado que ha sido congelado o cocinado. Convendría que nos informaran bien sobre la cuestión.

Por si fuera poco, un nuevo fantasma recorre España. Ante la nueva campaña del atún, suculento pescado donde los haya, se difunde una pavorosa leyenda. El rumor dice que los atunes del Mediterráneo han engordado con los cadáveres de los miles de emigrantes africanos que han naufragado en los últimos meses. Como ocurre con otras muchas leyendas, esta no tiene mucho fundamento, pero la especie sigue ahí. Por lo mismo, sería conveniente una información veraz sobre el particular. Ya de paso, tampoco estaría mal que se propinaran multas millonarias y penas de cárcel a las mafias que trafican con los emigrantes africanos o asiáticos. Pero esa es otra cuestión.

El gusto por el pescado en España se concreta en el llamado "fresco", es decir, el que se captura en el mar, cada vez en mares más lejanos. Sería el equivalente de la caza en tierra. Pero desde hace siglos nos hemos acostumbrado a que la carne provenga casi toda ella de animales domésticos, de la ganadería más o menos industrial. Pero todavía nos resistimos al pescado de piscifactoría. Habrá que cambiar los hábitos. En un futuro próximo casi todo el pescado que se consuma en el mundo provendrá de piscifactorías. En las cuales no caben muchas especies, pero por la misma razón que los ganaderos no comercian con todo tipo de animales, sino unos pocos muy selectos. Son los que presentan la conveniencia de ser estabulados o pastoreados.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios