Menú

Gallardón espiará la basura de los madrileños y multará a los que no reciclen

El Ayuntamiento de Madrid de manos de su alcalde, Alberto Ruiz Gallardón, pretende afrontar la crisis y reducir la gran deuda del consistorio recuperando la tasa por recogida de basura. Esto supondrá un gasto medio de 59 euros anuales por vivienda por lo que podrán así ingresar 169 millones. Sin embargo, lo más destacable es que inspectores municipales podrán revisar los contenedores de las comunidades de vecinos e imponer sanciones de 750 euros a los que no separen los residuos.

0
El Ayuntamiento de Madrid de manos de su alcalde, Alberto Ruiz Gallardón, pretende afrontar la crisis y reducir la gran deuda del consistorio recuperando la tasa por recogida de basura. Esto supondrá un gasto medio de 59 euros anuales por vivienda por lo que podrán así ingresar 169 millones. Sin embargo, lo más destacable es que inspectores municipales podrán revisar los contenedores de las comunidades de vecinos e imponer sanciones de 750 euros a los que no separen los residuos.
"
LD (EFE) El Ayuntamiento de Madrid recaudará el próximo año 169 millones más al recuperar la tasa por recogida de basura, que supondrá un desembolso medio de 59 euros anuales por vivienda. La decisión ha sido anunciada por el concejal de Hacienda, Juan Bravo, que ha justificado que la recogida de residuos deje de ser gratuita en Madrid por los efectos de las crisis en los ingresos municipales. La ordenanza municipal que establece esta tasa será aprobada el próximo viernes por la Junta del Gobierno del Ayuntamiento, que también subirá el resto de tasas en el IPC de este ejercicio.
 
La razón de su decisión es que la crisis ha mermado los ingresos municipales relacionados con la actividad inmobiliaria y que el Estado no sólo no incrementará sus aportaciones a los ayuntamientos sino que las reducirá, ha subrayado Bravo, que ha exigido al Gobierno que "se siente a negociar" con la FEMP un acuerdo sobre financiación local.
 
En esta situación, ha explicado, el Ayuntamiento de Madrid ha preferido "dejar de prestar de forma gratuita" un servicio como el de recogida de basuras en lugar de crear o subir otros impuestos o restringir servicios públicos. Para las viviendas, incluso las vacías, la tasa es proporcional al valor catastral, de modo que un piso valorado entre 20.001 y 25.000 euros pagará 21 euros al año y otro valorado entre 100.001 y 125.000 pagará 146.
 
Sin embargo, según informa El Mundo, el hecho que más ha llamado la atención es que inspectores municipales tendrán permiso para revisar los contenedores de basura de las comunidades de vecinos para controlar si los distintos residuos son separados. Si esto no ocurriera se podrían producir sanciones de hasta 750 euros.
 
En este sentido, en el acto de presentación de estas medidas en Ana Botella, que compareció junto con Juan Bravo, aseguró que "la planta de reciclaje de Valderingómez tiene una capacidad, determinada por su espacio, y esa capacidad acabará acabándose. Así que cuanto más separemos los residuos según su naturaleza desde el origen, más tiempo podrá durar esta herramienta de gestión de basuras".
 

En Sociedad

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios