Menú
Katy Mikhailova

Y yo me pregunto, ¿cuándo vuelves, Mariló?

Es natural, sencilla, sin pelos en la lengua, graciosa, con carácter, una fuerte personalidad y muy atractiva.

Katy Mikhailova
0

Hoy el número de mis detractores irá en aumento. Lo que voy a decir no les va a gustar a todos, pero como sé que mis lectores son personas racionales y tolerantes, sabrán encontrar la subjetividad de las emociones en mis palabras. Soy fan incondicional de Mariló Montero. Sí. No es ironía ni tampoco una broma. Y hoy es protagonista y musa de mi artículo, por guapa, divertida y directa. Y porque, por las mañanas, mientras desayuno, algo me falta. Una gracia morena y despampanante se ausenta de los programas de televisión, y ni la Griso ni la Barnedas termina de convencerme.

Me gusta porque es natural, sencilla, sin pelos en la lengua, graciosa, con carácter y una fuerte personalidad, segura de sí misma, y, además, es muy atractiva. O la amas o la odias, no deja indiferente a nadie. Una mujer culta, equilibrada y sensata; madre y amiga de sus amigos. Amante de la buena cocina y de la elegancia que no roza lo cursi. Sensual pero elegante, su estilo a la hora de vestir sabe jugar con la atracción pero sin caer en la vulgaridad. No aburre. No cansa. Un estilo clásico pero renovado. Muchos jeans ajustados que manifiestan las curvas de Mariló tan proporcionadas como ella misma. Tacones, blusas de seda y pantalón pitillo o falda larga. Melena con ondas que simulan un cabello despeinado y ojos ahumados y labios nude. Así es ella por fuera. Pero por dentro es mucho más que algunos se niegan a conocer.

La mayoría de las personas no tienen ni idea lo que es hacer un programa de televisión de 3 horas de lunes a viernes; no saben qué es levantarse a las 4 de la mañana para acudir a trabajar, y desconocen completamente lo que significa la presión del directo. Muchos de sus "lapsus" son propios de un ser humano, y la mayoría no son sino opiniones políticamente incorrectas que se descontextualizan.

El continuo linchamiento al que se somete día sí y día también es desproporcionado. El odio que generan algunos ciudadanos hacia ella es digno de estudio. Desde que las redes sociales existen la agresividad con la que se juzga a muchos personajes públicos -y a veces también anónimos- es exagerada y poco se puede hacer. La envidia que corroe a algunos o vida vacía sin crecimiento interior les obliga a descargar su amargura de esta manera. No son, sino sabandijas cobardes escondidas bajo el anonimato. Aprendamos a dialogar, a debatir, a argumentar. La odian porque es guapa, rica, famosa y hace lo que de verdad le gusta: comunicar. ¿Acaso nos vamos a poner cultos a estas alturas? Pues sí, que a lo mejor los órganos tienen un alma y todos estos frikis del karma se ríen de ella cuando hacen alusión casi a lo mismo; que muchos ahora conocen qué significa <Q.D.E.P.> y que duquesado podría ser un duque asado por culpa de esta horrorosa ola de calor; pero, ¿no me negarán que el día que Mariló no esté en la televisión, algunos y algunas tendrán más momentos de aburrimiento que de costumbre? Mariló, vuelve pronto, porque algunos te echamos de menos.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios