Menú

El Real Madrid se deja media Liga en Pamplona

El Osasuna pone en bandeja el título al Barcelona tras vencer a un equipo, el de Mourinho, cada vez más cansado.

0
El Osasuna pone en bandeja el título al Barcelona tras vencer a un equipo, el de Mourinho, cada vez más cansado.

El Real Madrid ha sumado su segunda derrota en la Liga (1-0) en el Reyno de Navarra, donde los hombres de Mourinho regalaron una hora al equipo rival y ya no fueron capaces de reaccionar tras el gol. Los blancos están ya a siete puntos del Barcelona, distancia que parece insalvabale a estas alturas de la temporada viendo el nivel de los azulgrana.

Sin Xabi Alonso organizando el juego, el Real Madrid naufragó en la parte ancha del partido. La presión asfixiante de Osasuna no permitía sacar el balón jugado desde atrás, tarea que le viene grande tanto a Khedira como a Lass. De esta forma, los rojillos impusieron el juego que más les interesaba con un partido de choque y raza, y mucho balón aéreo. De esta forma llegó la ocasión más clara para los locales, en un cabezazo alto de Pandiani.

Pese a no jugar nada bien, el Real Madrid gozó de las mejores ocasiones de la primera mitad. No estuvo ni mucho menos fino Cristiano Ronaldo, que desaprovechó un contragolpe de los que no suele fallar. Y con Adebayor en el banquillo, Benzema fue el mejor, moviéndose con mucha inteligencia y poniendo a prueba a Ricardo, que le sacó una mano milagrosa en el minuto 34. Los primeros 45 minutos se le hicieron largos a Osasuna, que sufrió un gran desgaste físico y en la recta final llegaron las mejores ocasiones para el Madrid, pero se encontró con un gran Ricardo.

El Real Madrid continuó regalando minutos a Osasuna sin cambiar el guión en la segunda parte. Como ya ocurriera en Almería, tuvo que llegar un gol del rival para cambiar la actitud del equipo. En este caso, en el 62, Camuñas, en posición legal, batió a Casillas tras un gran pase de Aranda. Con la Liga perdida, Mourinho tocó a zafarrancho de combate e hizo los tres cambios a la vez. Metió en el campo a Adebayor, Kaká y a Xabi Alonso.

Con todo perdido, ahora sí el Real Madrid encerró a Osasuna aunque sin encontrar los huecos. Los rojillos se replegaron perfectamente en su campo y taparon todos los espacios ante la poca inspiración de las estrellas blancas. Aparte de la zaga, también los recogepelotas pusieron su granito de arena al lanzar un balón al campo cada vez que los blancos atacaban el área local.

Prácticamente no tuvo ninguna ocasión del equipo de Mourinho, mientras que Vadocz podía haber cerrado el partido, pero Arbeloa salvó en la línea de gol. Entre unas cosas y otras, apenas se jugó en los 15 últimos minutos finales y el Madrid acabó quemándose en su propio fuego. No jugó ni fue ambicioso en la primera hora de partido y no fue capaz de remontar el partido a la heroica. El Barcelona tiene la Liga en bandeja.

Toquero hurga en la llaga del Atlético

El Atlético de Madrid ha vuelto a sufrir un varapalo en el Calderón (0-2). El Athletic de Bilbao ha vencido al equipo de Quique Sánchez Flores, que no ha jugado bien y que, además, sufrió la expulsión de Perea al derribar en el área a Llorente. Luego, el delantero falló el penalti.

Empezó el Atlético de Madrid controlando el juego y superando al Athletic de Bilbao en el medio del campo con Tiago ejerciendo de cerebro del equipo. El partido no tenía muchas ocasiones de gol, pero sí tensión. La ocasión más clara del partido para el Atlético de Madrid iba a ser la que tuvo Agüero en el minuto 25. Centro muy bueno de Ujfalusi y el Kun saltó antes de tiempo y no llegó a rematar limpiamente el balón, que se fue rozando el larguero. Nadie en el Calderón podía presagiar que, a partir de ese momento, el Atlético iba a ir cuesta abajo.

De ese momento y hasta el 45, Toquero y Llorente iban a ser los que gozaran de oportunidades en la meta rojiblanca. En el minuto 38 llegaría la acción que iba a marcar el partido. Perea hizo falta a Llorente dentro del área y el árbitro dictaminó que esa acción iba a ser penalti y expulsión. El central colombiano se iba a ir a la calle y Llorente iba a fallar el penalti. Cuando Quique rezaba por llegar al descanso con empate en el marcador, Toquero, a centro de Iraola, iba a desatascar el partido. Gran gol del delantero bilbaíno.

Tras la reanudación, el Atlético no se echó atrás y llegó a jugar mucho mejor que con los once en el campo, pero el segundo gol de Toquero, a centro otra vez de Iraola, iba a terminar de sentenciar un partido que ya tenía dueño. El Atlético de Madrid se coloca de esta forma a cinco puntos del Athletic, que se reafirma en los puestos europeos.

Meritorio triunfo del Villarreal

El Espanyol ha cedido su segunda derrota (0-1) en Liga en Cornellá-El Prat ante un Villarreal que confirma en un campo grande la magnitud de su proyecto. En un partido precioso, el espectacular tanto de Giuseppe Rossi, uno de los mejores jugadores de nuestro campeonato, decidió los tres puntos para los castellonenses.

No tuvo respiro la primera parte que nos brindaron Espanyol y Villarreal. Sólo el acierto de Diego López y Kameni y los disparos a la madera impidieron que se vieran más goles en Cornellá. Sin embargo, la mayor calidad de los visitantes decidió un encuentro, ya que Sergio García perdonó hasta en dos ocasiones ante Diego López, algo que no está dispuesto a conceder Rossi, que fusiló a Kameni al borde del descanso.

En la segunda parte, el Villarreal tiró de oficio, bajó el ritmo y desconectó el juego rápido de los periquitos. Pochettino buscó la reacción desde el banquillo, dando entrada a Dátolo y Álvaro Vázquez, pero no pudo romper la solidez del submarino, que suma una gran victoria que le confirma como tercer equipo de la Liga.

En Deportes

    0
    comentarios
    Acceda a los 22 comentarios guardados

    Servicios