print
ENTRE 2008 Y 2009, PARA FINANCIAR VPO Y PYMES

Zapatero se propone frenar la crisis con 20.000 millones extra de los contribuyentes

Con el dato de inflación más alto desde la recesión de 1992, el nivel de endeudamiento familiar en máximos históricos, un sistema que continúa destruyendo empleo y liderando la caída de producción industrial de la Eurozona, Zapatero pretende frenar la crisis con una inyección de gasto público adicional de 20.000 millones de euros. Esta es una de las 24 medidas que la Comisión Delegada de Asuntos Económicos, presidida por Zapatero, en sustitución de Solbes, piensa poner en práctica el Gobierno en 2008 y 2009.

España sufre la peor inflación desde 1992
España lidera la caída industrial
Montoro pide "austeridad" al Gobierno

Noticia publicada el 13-08-2008

(Libertad Digital) Zapatero ha apartado de la silla a Solbes y se ha puesto a la cabeza de la Comisión Delegada de Asuntos Económicos que se ha reunido este miércoles con carácter extraordinario. La reunión ha dado a luz un programa de 24 reformas económicas para desarrollar durante 2008 y 2009. Con ellas, Zapatero tratará de enfrentar una crisis que ya regirstra el peor dato de inflación desde la recesión de 1992, una preocupante destrucción de empleo, máximos históricos de endeudamiento familiar, caídas espectaculares de la producción industrial, descenso del consumo, crisis en el sector de la construcción y una crisis financiera internacional que va a peor.
 
Ante este panorama, Moncloa ha presentado la reunión como una preparación del consejo de ministros extraordinario que se celebrará este jueves y no ha habido declaraciones públicas, tan sólo un comunicado remitido por la Moncloa en el que se explica que estas reformas incluyen iniciativas para financiar la adquisición de vivienda protegida (VPO) y las pymes, que supondrán una inyección de liquidez de 20.000 millones de euros en 2009 y 2010. Este paquete de medidas anticrisis será aprobado mañana en el Consejo de Ministros extraordinario que presidirá el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
 
Es decir, un aumento del gasto público que, como consecuencia, conllevará una subida de impuestos a corto o medio plazo, tal y como avanzó LD.
 
El acuerdo, siempre según el comunicado, establece un calendario concreto para la puesta en marcha de diferentes medidas en sectores estratégicos como vivienda, transporte, energía y cambio climático, telecomunicaciones y sociedad de la información y servicios.
 
Así la comisión comandada por Zapatero ha acordado, entre otras cuestiones, la reducción de cargas administrativas en 70 procedimientos con el fin de contribuir a incrementar la competitividad y la productividad de las empresas españolas. Con la aprobación de estas medidas, el Gobierno prosigue la aplicación y desarrollo del Plan de Reducción de Cargas Administrativas y de Mejora de la Regulación, acordado por el Consejo de Ministros el pasado 20 de junio, que ya introducía la simplificación de 11 procedimientos administrativos
 
Austeridad fiscal
 
Otra de las conclusiones que ha sacado Zapatero con ayuda de sus ministros es que los años 2008 y 2009 serán "complicados" a tenor de la incidencia que la crisis financiera internacional, la subida del precio de petróleo y el ajuste del sector inmobiliario están teniendo sobre la economía española.
 
No obstante, el presidente no abandona su optimismo y vuelve a apelar a las teóricas "fortalezas" de la economía que permitirán "asumir el aumento del gasto social por prestaciones de desempleo y mantener el esfuerzo inversor en las actividades fundamentales para la actividad económica", si bien reconoció que "será imprescindible adoptar medidas de austeridad fiscal". En este sentido, el Gobierno quiso lanzar un mensaje de "confianza" y se mostró convencido de que España "resolverá bien esta crisis y saldrá de ella con una posición más reforzada, siempre con la implicación de los agentes sociales".
 
Según informa Europa Press, la Comisión Delegada de Asuntos Económicos estuvo reunida durante alrededor de cuatro horas, en una jornada en la que se conoció el nuevo repunte del IPC hasta el 5,3 por ciento en el mes de julio y en la víspera de que se conozca mañana el avance del PIB en el segundo trimestre bajo la incertidumbre de un posible estancamiento de la economía.
 
Por ello, el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, quiso tomar el mando de la política económica y presidió por primera vez esta reunión, ya que hasta la fecha la presidencia había sido labor del vicepresidente económico. En la reunión estuvieron presentes los titulares de Economía y Hacienda, Vivienda, Industria, Turismo y Comercio, Fomento, Trabajo e Inmigración, Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Justicia y Ciencia e Innovación.



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados