Menú

Pilar Rahola cae en una profunda depresión

No sólo Pilar Rahola, pero es la más significativa. La depresión se ha adueñado del ánimo de los columnistas de La Vanguardia.

0
No sólo Pilar Rahola, pero es la más significativa. La depresión se ha adueñado del ánimo de los columnistas de La Vanguardia.
Pilar Rahola. LD

"Por mucho que ayer viviéramos un gran momento emotivo, culminación de un largo proceso de lucha y memoria, todos sabemos que la situación es más precaria de lo que se había previsto", dice Rahola. No ve vida más allá de Mas. "Si no tenemos investidura, no se cuaja un acuerdo sólido y se confirma el menosprecio a Mas, un activo clave del proceso, todo lo que ha pasado con la resolución de la desconexión no será nada más que agua de borrajas".

La fanática separatista tiene sus dudas porque "no sería la primera vez en la historia que nosotros solos nos cargamos el invento que nos tenía que llevar a conquistar la gloria (…) ¿Estamos dispuestos a dejarnos de tonterías y encarar unidos lo que vendrá, o seguiremos haciendo el asno? Y no es una pregunta menor, porque de ella depende pasar a la historia con dignidad o con vergüenza".

Fernando Ónega también se teme lo peor. "Lo que se ha percibido desde la distancia ha sido el enorme desgarro temido (…) Asomó una Cataluña tan exaltada que se permite declarar deslegitimado al Tribunal Constitucional. Y considera irreversible el proceso, negando así de entrada cualquier solución basada en el diálogo y el pacto". A Ónega le da "miedo". Porque "si se entierra cualquier posibilidad de consenso, sólo queda el pulso". Se acaba de desatar "una tensión en cadena de imprevisible desenlace".

Rafael Jordá ve "deslegitimada" la moción separatista por la falta de apoyo en las urnas. Además, cree que "la resolución es una camisa de fuerza para el nuevo president que puede quedar reducido a un chaleco". "Dios mío, ¡qué hemos hecho tan mal para llegar donde estamos!", me preguntaba recientemente un patricio catalán.

Gaziel ya respondió -en este mismo diario- en horas más convulsas que la presente: "'Los culpables de cuanto le ocurre a Cataluña somos los catalanes. Los partidos que nos representaron, y nosotros que les indujimos a hacerlo tan mal. Y esto es todo'". Pues vaya. Feliz día de la desconexión.

En España

    0
    comentarios