Menú

Torra propone "polarizar más y aceptar altos niveles de sacrificio"

Recomienda la lectura de un autor estadounidense que afirma que los movimientos ganadores son los que tienen mártires.

(Barcelona)
0
Recomienda la lectura de un autor estadounidense que afirma que los movimientos ganadores son los que tienen mártires.
Quim Torra en una imagen de archivo. | EFE

El independentismo se está adentrando en una nueva fase en la que según el presidente de la Generalidad, Quim Torra, "lamentablemente una parte de la población está preparada para utilizar la violencia". Así lo declaró hace cuatro días al medio belga Doorbraak, donde añadió a continuación que el objetivo del gobierno catalán es sentarse con el Ejecutivo español de igual a igual y con un mediador internacional.

Este jueves, Torra ha añadido nuevos datos sobre esta nueva fase al difundir vía Twitter una entrevista con uno de los autores del libro Manual de desobediencia civil, Paul Engler, quien apunta en el diario digital separatista Vilaweb que "si los catalanes queréis ganar, debéis polarizar mucho más, presionar mucho más y aceptar altos niveles de sacrificios y alteración". Según Torra, estas son "unas reflexiones que todo el independentismo debería escuchar atentamente", ha escrito en su cuenta de Twitter.

Engler, un estadounidense hijo de un cura y una monja y que se define como "cristiano místico", es uno de los "referentes" de los líderes del proceso separatista. Él mismo manifiesta en la entrevista que tras una visita a Barcelona se ha quedado "en choque". Preguntado por las razones afirma: "Porque mi libro es el número cinco de los más vendidos de no ficción en Cataluña. El interés que he despertado aquí no me lo esperaba. Me han entrevistado en dos programas de televisión de masas, Preguntes Freqüents y Més 3/242 (ambos de TV3), se han escrito docenas de artículos y el presidente Quim Torra comenta mi libro y anima a leerlo. Para mí todo esto es increíble".

Engler afirma también que "odio decirlo, pero la no violencia, el estudio de la no violencia, la llamada resistencia civil, demuestra que se necesitan enormes cantidades de sacrificio si el movimiento quiere ganar. El movimiento debe entender que debe polarizar y protestar aunque haya represión y sacrificio. Los primeros cristianos decían que la semilla de la Iglesia era la sangre de los mártires. Morir como un mártir es inherente a los movimientos ganadores. No se quiere que ocurra, pero es inevitable una vez se aumenta la tensión".

En una línea parecida a la del presidente de la Generalidad se ha manifestado también en Twitter Santiago Espot, quien como en el pasado Torra es uno de los líderes "cívicos" del movimiento separatista, organizador de las pitadas al Rey en las finales de Copa y cabecilla de los escraches lingüísticos a los médicos que no hablan catalán. En una alocución a los catalanes, Espot recurre a un escrito de Joan Estelrich, dirigente de la Lliga Regionalista de Cambó, en el que pedía ser vengativos contra los españoles y actuar contra ellos sin concesiones ni contemplaciones.

Este es el mensaje proferido por Espot en su perfil de Twitter:

Catalán, por mucho que te cueste habrá que ser algún día insensible y duro y vengativo. Si no sientes la venganza, la venganza depurada de odio, si no sientes la misión de castigar, estás perdido para siempre. No lo olvides, confían en tu ausencia de memoria. No te enternezcas, confían en tu sentimentalismo. No te apiades, confían en tu compasión. Ellos, los verdugos. Estas eran palabras que escribía Joan Estelrich, hombre de la Liga Regionalista de Cambó cuando vio que el franquismo pretendía aniquilar cualquier signo de catalanidad dentro del territorio de la nación. Y probablemente no es agradable en estos momentos tener que recuperar estas palabras, pero sin estar en pleno franquismo, sí que estamos viviendo una situación que se caracteriza por unos poderes del Estado alineados perfectamente y aliados de una gran mayoría de la población española para hacer desaparecer cualquier vestigio de catalanidad que pueda amenazar la unidad de España. Por tanto, estas recetas de Joan Estelrich hoy en día adquieren plena vigencia. Porque sí, debemos ser vengativos con quien pretende nuestra aniquilación política y cultural. Sí, no debemos tener compasión con quien no tendría miramientos para emprender un proceso judicial que acabase con nosotros entre rejas. Por tanto, de estas palabras de Estelrich se deriva que hay que hacer una política dura, sin contemplaciones y, sobre todo, dejando a un lado el sentimentalismo.

Más noticias sobre el desafí­o separatista en Cataluña en Flipboard

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios