Menú

Madrid

La izquierda prepara una guerra sin cuartel contra Ayuso en Madrid que podría acabar en los tribunales

Indignación de Más Madrid, PSOE y Unidas-Podemos por que el PP haya impedido en la Mesa de la Asamblea tramitar la petición de reprobación de Ossorio.

Indignación de Más Madrid, PSOE y Unidas-Podemos por que el PP haya impedido en la Mesa de la Asamblea tramitar la petición de reprobación de Ossorio.
Juan Lobato (PSOE), Mónica García (Más Madrid) y Carolina Alonso (Podemos). | Europa Press

"Es acertado que Vox haya decidido retirar su comisión de estudio. Lo que ocurre es que probablemente ya sea tarde porque una vez que has encendido la mecha, apagarla es muy difícil", señaló este martes el portavoz parlamentario del PP en la Asamblea de Madrid tras la Junta de Portavoces. "La izquierda ya ha cogido carrerilla, le han abierto la puerta, le han enseñado el camino y, por tanto, este es el escenario en el que nos vamos a ver en los próximos meses", advirtió Pedro Muñoz Abrines.

El escenario que plantean Más Madrid, PSOE y Unidas-Podemos en la Cámara autonómica es una guerra sin cuartel contra el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso a siete meses de las elecciones autonómicas. El principal frente de batalla son las residencias de ancianos. Las tres formaciones pedirán una comisión para investigar lo sucedido durante la primera ola de la pandemia.

Dentro de ese escenario se abre también un segundo frente, que amenaza con acabar incluso en los tribunales. Los grupos de izquierda habían pedido el cese inmediato o la reprobación del vicepresidente y portavoz del Ejecutivo regional por las palabras que pronunció la pasada semana. Enrique Ossorio afirmó que la comisión que planteaba Rocío Monasterio podría provocar un "daño innecesario" a las familias de los fallecidos en las residencias. "Yo creo que las familias ya lo han superado y volver a eso por interés electoral, no es procedente".

Pero el PP hizo valer su mayoría en la Mesa de la Cámara regional para no admitir a trámite esta iniciativa. Vox no votó en contra, tal y como recogió Europa Press.

"Censura parlamentaria"

"Está en juego la censura parlamentaria", afirmó el portavoz socialista. Que el PP decida "qué se puede debatir o no en el Pleno es peligrosísimo", añadió Juan Lobato, que aseguró que el PSOE valora ya "otras vías jurídicas y de defensa del orden democrático".

En la misma línea se expresó la líder de la oposición, que avanzó que ya han pedido "un informe" para que los servicios jurídicos del Parlamento autonómico les expliquen por qué unas peticiones de reprobación son aceptadas y otras no. Y es que Mónica García recordó cómo la Asamblea reprobó en julio de 2020 al entonces delegado del Gobierno en Madrid, José Manuel Franco y, más recientemente a la consejera de Familia, Juventud y Política Social, Concepción Dancausa.

Una vez que reciban ese informe jurídico valorarán interponer acciones legales "porque están mermando el trabajo de la oposición y mermando el debate democrático de esta Cámara". Para la portavoz de Más Madrid, "de las cosas más graves que puede hacer una Mesa es censurar los contenidos de una iniciativa parlamentaria". "Claramente la señora Ayuso está protegiendo al señor Ossorio. Sabe que no sólo ha metido la pata sino que ha insultado gravemente a los familiares" de las víctimas de las residencias. "Esto no lo pueden cubrir con boicot parlamentario. No vamos a consentir que no nos dejen ejercer nuestra labor de oposición".

Más comedida se mostró la portavoz de Unidas-Podemos, que no quiso aventurar si denunciarán estos hechos en los tribunales aunque tampoco lo descartó totalmente. Alejandra Jacinto informó de que su grupo ha presentado un escrito de reconsideración ante la Mesa y también ha pedido ya un informe jurídico. "Como jurista soy muy prudente. Cuando tengamos ese informe, valoraremos" acudir a la Justicia.

"Punto de vista exclusivamente jurídico"

Para el portavoz popular, estamos ante una "práctica habitual de la izquierda", que consiste en imputar a alguien un hecho que no ha cometido para justificar después su campaña de acoso y derribo". En ese sentido, aseguró, "estamos absolutamente tranquilos con la posición del vicepresidente".

Según Abrines, "la Mesa ha tomado una decisión desde el punto de vista exclusivamente jurídico, planteando que la petición por parte del Parlamento de ceses de miembros del Gobierno con carácter individual no caben de acuerdo a la interpretación de lo que establece el Estatuto de Autonomía y el reglamento".

Explicó el dirigente popular que lo que establecen ambos "es que la responsabilidad política de los miembros del Gobierno responde de manera solidaria y no individualizada". De esta manera, "no cabe la solicitud de cese de un miembro del Gobierno porque es una competencia exclusiva de la presidencia del Gobierno y, por tanto, se estaría rompiendo lo que se llama el principio institucional".

Abrines reconoció, no obstante, que ha habido precedentes. "Pero también es verdad que existe un principio jurídico que dice que los precedentes que no se ajustan a la norma no hay por qué seguirlos". Así las cosas, vaticinó que es muy probable que la Mesa, tras esta decisión, no vuelva a aceptar más reprobaciones en un futuro.

PSOE y Más Madrid: "No pararemos"

En cuanto a las residencias, todos los grupos de la izquierda arremetieron con dureza contra Vox por haber retirado su comisión de estudio y avisaron de que no cejarán en su empeño por investigar lo ocurrido.

"El PSOE no va a parar ni un momento: vamos a ser implacables para que se sepa la verdad de lo que ha ocurrido", resumió Lobato. "La Comunidad de Madrid fue la única autonomía que tenía un protocolo firmado por un Gobierno en el cual se impedía el auxilio debido a los mayores. Claro que queremos investigarlo. Ya lo pedíamos antes. Y la volveremos a presentar todas las veces que haga falta", añadió por su parte Mónica García.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro