Menú

Malestar interno en el PPC ante la estrategia de Sánchez Camacho

Desconcierto en el seno del PPC ante la intención de Sánchez Camacho de desterrar el estatut y la sentencia del TC de su programa electoral. Una estrategia que, según ha podido saber LD, suscribe "al 100 por 100" Rajoy. Los guiños a CiU acrecientan el malestar interno.

0
Alicia Sánchez Camacho. Archivo.

Alicia Sánchez Camacho no quiere oír hablar del estatuto catalán ni de la tardanza del Tribunal Constitucional. Es más, aunque la decisión del TC promete protagonizar buena parte de la precampaña y campaña electoral (las elecciones autonómicas en Cataluña se celebrarán en el último cuatrimestre del próximo año), la presidenta del PPC ya ha dicho que éste no es un asunto que, a su juicio, preocupe a la mayoría de ciudadanos.

Una percepción que ha provocado el desconcierto en un importante sector de su formación. En declaraciones a Libertad Digital, un veterano dirigente político, que prefiere mantenerse en el anonimato "porque el deporte de moda es abrir expedientes", lamenta el "profundo cambio de estrategia" que ha sufrido la partido desde que Sánchez Camacho es su presidenta.

Según explica, en la legislatura anterior, el PPC, liderado por Daniel Sirera, se afanó por explicar la inconstitucionalidad de la Carta Magna catalana, pero ahora "parece que el asunto ha perdido todo el interés".

Falta de claridad

Una situación que ha provocado "que mucha gente esté desorientada", no sólo en las filas del partido sino también "entre el electorado". En este sentido, este importante dirigente en activo advierte que los sondeos, tanto internos como externos, no son buenos de cara a las elecciones autonómicas. "En Barcelona, por ejemplo, podríamos llegar a perder la representación", asegura.

"El PPC no despega y decisiones como ésta provocan que el electorado se pronuncie a favor de otras formaciones -en referencia a UPyD y Ciudadanos- o no vaya a votar", añade. En su opinión, la actual trayectoria "ha sido poco clara en nuestras ideas" por lo que reclama un cambio de actitud y "volver a decir las cosas claras".

Un ejemplo de que al PP ya no le interesa el estatuto, dice, es que no haya habido una sola respuesta del partido a las palabras del ministro de Justicia, Francisco Caamaño, que el domingo dijo que el fallo del texto catalán "decide el futuro del Estado de las autonomías". "Antes el ministro no se hubiera quedado tan contentito", sentencia.

Los guiños a CiU

Los guiños a CiU acrecientan este malestar. Tal y como desveló Libertad Digital, el objetivo de las direcciones nacional y regional pasa por allanar las relaciones con el partido nacionalista, algo que reprocha este político catalán. "Si el PP es capaz de ganar por sí solo en otras comunidades, también debería conseguirlo en Cataluña", afirma.

En su opinión, el PPC debe "ganar primero y luego plantearse algún tipo de pacto" porque en caso contrario "nos estamos relegando". En declaraciones a este periódico, el ex presidente del partido en Cataluña, Alejo Vidal Quadras, también se refirió en estos términos y tachó de "error grave" que algún dirigente del partido estuviera pensando en pactar con CiU.

Rajoy suscribe la estrategia de Sánchez Camacho

Según ha podido saber este periódico, Mariano Rajoy suscribe "al cien por cien" la estrategia marcada por Alicia Sánchez Camacho. De hecho, añaden fuentes consultadas, el líder de los populares pretende volcarse en la campaña catalana.

Si ya en los últimos meses las visitas de los líderes nacionales del PP a Cataluña han sido fluidas, el ritmo se incrementará a partir de septiembre, comenzando con un gran acto de presentación del programa electoral de los populares catalanes y del inicio de curso político presidido Rajoy, que tendrá lugar el tercer o cuarto domingo de septiembre en algún municipio del área metropolitana.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 39 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco