print
ADEMÁS DE OTRA AGRESIÓN EN MURCIA

Propinan un puñetazo a un funcionario de Justicia tras protestar en un acto del PSOE

Un funcionario de Justicia, ha presentado una denuncia por “agresión” tras recibir un puñetazo en un mitin socialista en Cáceres, al protestar por sus condiciones laborales. Según ha relatado, había simpatizantes del PSOE "muy exaltados". Este suceso se produce después de que, en León, el Gobierno desplegara a la policía para evitar que los funcionarios de Justicia interrumpieran a Zapatero. Paralelamente, el día 2 de febrero fue abofeteada en Murcia una funcionaria en un acto de Fernández Bermejo.





Noticia publicada el 23-02-2008

LD (Europa Press) El funcionario, Juan Santos, ha presentado esta denuncia por "agresión" en el Juzgado número 4 de Cáceres, a la que acompañó un parte médico del Hospital San Pedro de Alcántara de la capital cacereña, donde fue atendido.
 
Según relató el denunciante a Europa Press, la agresión se produjo cuando un grupo de funcionarios de Justicia, que había realizado una protesta en el mitin del PSOE, bajaba las gradas del pabellón cacereño para salir a la calle. "Me dieron un puñetazo en la frente, por el que fui trasladado en ambulancia al hospital y me dieron tres puntos en la frente", explicó.
 
Denuncia la exaltación de los simpatizantes del PSOE
 
En este sentido, lamentó que debido al "tumulto" que se formó no pudo ver al autor de la agresión, ya que según relató, junto a él había un grupo de simpatizantes del PSOE que estaba en el mitin, entre los que había "una persona más exaltada que incluso tiró a un compañero al suelo".
 
Ante este hecho, Santos requirió al personal de seguridad que les auxiliaran "vinieron, levantaron al compañero, y cuando ya íbamos saliendo fue cuando me dieron a mi el puñetazo en la frente", por lo que no pudo ver al autor.
Por eso mostró su confianza en que "las cámaras de seguridad recogieran el hecho, ya que los vigilantes de seguridad no consiguieron ni defender a los que estábamos allí presentes y mucho menos ver quien había sido el agresor".
 
Exige que se asuman responsabilidades
 
Juan Santos acudió a los juzgados de la capital cacereña acompañado por la delegada sindical de CSI-CSIF, Rosa Pérez, quien lamentó que no se haya identificado a la persona que propinó el "puñetazo en la frente" a su compañero, por lo que reclamó que "se depuren responsabilidades".
 
En declaraciones a Europa Press, Pérez destacó que tras este suceso "no pasó nada porque la policía montó allí un dispositivo tremendo, si no llegan a acudir y tenemos que depender de la seguridad privada, hubieran sido muchos más los heridos". De hecho, aseguró que otra de sus compañeras también "fue lesionada" en el tumulto que se formó y tuvo que ir al hospital cacereño para ser atendida, aunque señaló que desconoce si tiene previsto presentar una denuncia.
 
Otra funcionaria agredida
 
En este caso, el suceso ocurrió el sábado 2 de febrero en la localidad de La Paca (Murcia), donde un grupo de Delegados Sindicales y unos 15 funcionarios se reunieron en el centro del pueblo ante la inminente visita del ministro Mariano Fernández Bermejo. Según el documento del CSI-CSIF remitido a Libertad Digital, una vez éste llegó, el grupo desplegó pancartas que rezaban "Bermejo dile a Solbes que no queremos conejo, queremos equiparación salarial ya" o "Bermejo no pensarás que el 9 de marzo te voy a votar", en referencia a la subida de salarios requerida por dicho colectivo.
 
Ante los insultos y amenazas de otros grupos allí congregados, éstos se vieron obligados a desplazarse al otro lado de la carretera nacional Lorca-Caravaca. La agresión se produjo después de que Fernández Bermejo se acercara para mantener una breve conversación con los afectados: un exaltado surgió de entre el grupo de unas 60 personas que rodeaba al ministro y, agarrando fuertemente su brazo, abofeteó en la cara a Conchi Canales, del Juzgado Mixto número 5 de Lorca.
 
El consecuente tumulto provocado por el suceso tuvo que ser detenido por la Guardia Civil mientras que la afectada, pese a la ansiedad producida por el ataque, pudo interponer una denuncia en la Guardia Civil de Lorca.
 
A continuación, se produjo un segundo encuentro de los Delegados y funcionarios con el ministro, donde éste manifestó a la agredida su pesar por el suceso, eso sí, también entre más insultos de algunos de los allí congregados.



Noticias relacionadas            Enviar a: Agregar a MEN?AME Agregar a TECHNORATI Agregar a DEL.ICIO.US Agregar a YAHOO Agregar a GOOGLE

Enlaces patrocinados