Menú

Garantismo europeo e islamismo radical

Cuatro casos de amparo jurídico y político al islamismo radical en el Viejo Continente. Un signo de debilidad que puede repetirse con más frecuencia, a la luz de la pujanza de los movimientos islamistas de distintos países

GEES
0

Cuatro países europeos han sido escenarios en estos días de situaciones que evidencian cómo los sistemas judiciales garantistas que disfrutamos generan situaciones complejas y frustrantes en lo que a la lucha contra el radicalismo y el terrorismo islamista respecta. Importante es subrayar esta realidad porque podría repetirse con cada vez más frecuencia, a la luz de la pujanza que los movimientos islamistas de distintos países, así como las redes transnacionalizadas –Hizb Ut Tahrir (HUT) o Partido de la Liberación Islámica, Al Qaida– están adquiriendo en el contexto de las revueltas árabes.

Nos referiremos en primer lugar a sendas sentencias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), órgano del Consejo de Europa y con sede en Estrasburgo, que ponen en un brete al Reino Unido y a España. También ocurre con dos situaciones que afectan a Dinamarca y a Francia. 
 
El TEDH dictaba sentencia el 17 de enero a favor del británico de origen jordano Omar Othman (alias Abu Qutada), en contra del Reino Unido. Las autoridades británicas tienen tres meses para recurrir esta sentencia, pero por ahora, el Tribunal bloquea toda posibilidad de que quien está considerado uno de los impulsores ideológicos -es más apropiado que considerarle impulsor religioso, pues lo que hace es manipular el Islam- del yihadismo salafista, pueda ser extraditado a Jordania. Ello porque los jueces consideran que sus derechos podrían ser vulnerados allí.
 
El TEDH dictaba el mismo día sentencia condenando a España a indemnizar con 10.000 euros al periodista hispano-sirio Taysir Alony, antigua estrella mediática de Al Jazeera. Ocurrió tras sembrarse dudas sobre la imparcialidad del Tribunal de la Audiencia Nacional que le condenó a 7 años de prisión por colaboración con organización terrorista en el marco del proceso derivado de la Operación Dátil.
 
Los otros dos acontecimientos que allanan el camino a la impunidad para los yihadistas son los siguientes. El 20 de enero el Tribunal de la localidad sueca de Gotemburgo absolvía a tres individuos detenidos en septiembre acusados de preparar un atentado contra Lars Vilks, el dibujante que en 2007 representó a Mahoma con cuerpo de perro. La sentencia reconoce la fijación de los acusados por Vilks, pero de ello no se deduciría que conspiraran para atentar.
 
Finalmente, y aunque cronológicamente se trata de un acontecimiento anterior a los otros citados, la detención del opositor argelino Mourad Dhina en el Aeropuerto de Orly, en París el 16 de enero, ha puesto en marcha una campaña mediática de apoyo al mismo que acabará haciendo muy difícil la posible extradición del mismo a Argelia si las autoridades judiciales argelinas la solicitaran. La Policía francesa ha reaccionado a la existencia de una orden internacional de busca y captura contra Dhina, antiguo dirigente del insurreccional Frente Islámico de Salvación (FIS). Dhina goza de estatuto de refugiado en la garantista Suiza, es director ejecutivo de Alkarama, una organización árabe de derechos humanos con sede en Ginebra, y contribuye a dinamizar el movimiento opositor Rachad dentro y fuera de Argelia.
 

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 2 comentarios guardados

    Servicios