Menú

Un llamado por Nicaragua

Este llamado es un llamado extensivo a hacer lo mismo con Venezuela, y con Cuba que es donde se encuentra la cabeza de la Hydra.

0

¿Se acuerdan de aquellos "llamados por Nicaragua" allá en los Emiratos Insulares Shithole de Cagonia Enardecida, ex Cuba, en tiempos de Anastasio Somoza? Pues el pedófilo de Daniel Ortega y la bruja (ella afirma que es bruja y no lo oculta) de su mujer, Rosario Murillo, han superado con creces aquellos horrores que nos contaron que cometía Anastasio, que hasta ganas de nombrarlo familiarmente nos quedan al comparar los episodios de las dos décadas, la que culminó en 1979 con el triunfo de los Nueve Comandantes y todo lo que trajo el barco después hasta el fatídico retorno del Comandante Ortega y su brujita de Burubú; pues el asunto es que no veo ninguno de esos "llamados por Nicaragua" de parte de artistas e intelectuales de la izquierda, ahora que es cuando más lo necesita ese país centroamericano. Ahora que se muere Nicaragua.

¿Escribirá Silvio Rodríguez, ‘El Necio’, otra canción en contrapartida a aquella que él mismo compuso titulada ‘Andará Nicaragua’? Demasiado calladito que lo percibo, así, desde lejos, porque como saben hace rato que Silvio dejó de hablarme, desde que escribí ‘La nada cotidiana’, a la que él llamó "La nada baldía", con su proverbial facilidad para copiar los títulos y versos de poetas como T. S. Elliot y su ‘Tierra Baldía’, o a José Martí, en innumerables ocasiones.

No, Silvio no llegará a la hora correspondiente, ni a su primera, ni a su segunda, ni a su tercera, ni a ninguna de las citas con la historia y con la verdad y la justicia, como sólo sea para apoyar a los trituradores, a los asesinos de esos estudiantes, de esos campesinos y obreros nicaragüenses que se desangran en las calles.

Sí, porque Nicaragua se desangra y el mundo sigue impávido. Silencio por doquier. No es el único Silvio Rodríguez en su silencio tan delicado como un "rabo de nube". Otros artistas cubanos y hasta venezolanos se suman a ese silencio que sólo los define como cobardes.

Este no será un llamado –reitero- como aquel de los de antes, en contra de Anastasito, al que Ortega ha dejado chirriquitito. Es un llamado mayor el que quiero lanzar con esta tribuna, a todos los escritores, pensadores, y artistas del mundo: salgan de su mutismo. Griten junto a los nicaragüenses y reclamen con ellos su libertad, que solamente podría advenir con la caída del dictador y su mujer, tan dictadora como él.

Este llamado es un llamado extensivo a hacer lo mismo con Venezuela, y con Cuba que es donde se encuentra la cabeza de la Hydra, la que los poderosos del mundo debieran arrancar de una vez para exterminar el mal que recorre esos países desde hace décadas.

Trescientos cincuenta y un jóvenes masacrados en Nicaragua en pocas semanas, pueblos cercados y atacados por tropas extranjeras, como la cubana y la venezolana, gente hambrienta y desesperada, desorientada en medio del pavor y del odio que los circunda, ¿no los conmueve, no les provoca la más mínima ansia de protestar hasta perder la voz y los pulmones?

Vuelvo a insistir, necesitamos ese reclamo de libertad y de justicia para los pueblos que ha sido aplastados bajo la bota castro-comunista, sea donde sea, ocurra donde ocurra. Hoy la urgencia es en Nicaragua. ¡Libertad, verdad, justicia, y vida para el pueblo nicaragüense!

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation