Menú

El Príncipe inaugura el nuevo Museo del Ejército tras años de polémicas

Catorce años y muchas polémicas después, el proyecto ya es una realidad. El Príncipe de Asturias inauguró este lunes el nuevo Museo del Ejército, que abre mañana martes sus puertas en el histórico Alcázar de Toledo. Será uno de los tres más importantes del mundo.

0

"Pocas naciones pueden contar con una Historia tan llena de glorias y esperanzas". Con frases como estas inauguró este lunes el Príncipe de Asturias el nuevo Museo del Ejército, momento en el que instó a los presentes a "querer la Historia de España y proyectarla al futuro". Situado en el histórico Alcázar de Toledo, al que don Felipe se refirió como "un lugar emblemático e inigualable", abre sus puertas al público mañana martes.

Junto al heredero de la Corona, asistieron también las ministras de Defensa y Cultura, Carmen Chacón y Ángeles González Sinde; el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda; jefe de Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), el general del Aire José Julio Rodríguez; y el jefe de Estado Mayor del Ejército (JEME), el general de Ejército Fulgencio Coll.

Con el acto de este lunes se ponía punto y final a un proyecto de cambio de sede del Museo del Ejército que se inició hace catorce años, exactamente en 1996, cuando era presidente del Gobierno José María Aznar. Desde entonces, el proyecto ha estado envuelto en numerosas polémicas, sobre todo en los últimos años, con ministros socialistas al frente del departamento de Defensa.

Muestra de estas polémicas fue el encuentro celebrado a principios de año en Madrid, en el que expertos civiles y militares en historia militar llegaron a calificar de "expolio cultural" y "atentado contra el patrimonio nacional" el traslado del museo de la capital de España a la Ciudad Imperial, y denunciaron que en su nueva ubicación tan sólo se expondrá una quinta parte de los fondos. Según dijeron, el resto serán almacenados o serán desperdigados por instalaciones de administraciones locales, provinciales, autonómicas o académicas.

Además, también ha sido fuente de fuerte controversia en los últimos años el intento por parte del departamento dirigido por Carmen Chacón de adaptar muchos de los contenidos que se estaban preparando para el nuevo Museo a la óptica política del Gobierno Zapatero y su Ley de Memoria Histórica, algo que provocó que uno de los coroneles encargados del proyecto amenazase con dimitir de su cargo porque consideraba que se estaba intentando tergiversar la historia.

Finalmente, el ministerio de Defensa tuvo que darse por vencido y retirar, en gran medida, su lápiz corrector de los textos de la muestra, que han sido examinados por una comisión de miembros de la Real Academia de la Historia. A este, se une que, tras las presiones recibidas, tampoco ha podido censurar las referencias, por ejemplo, a la División Azúl, que luchase junto a las tropas alemanas en el frente ruso en la II Guerra Mundial, ni clausurar el despacho del general Moscardó en el propio Alcázar o eliminar la trascripción de la conversación que mantuvo con las tropas republicanas en la que le amenazaban con asesinar a su hijo si no rendía el Alcázar, como pretendían hacer inicialmente.

En lo que a los datos del propio museo se refiere, en el Alcázar de Toledo habrá 8.000 metros cuadrados de superficie destinados a la exposición permanente del museo, que se articula en torno a siete salas cronológicas y trece temáticas, para que el visitante pueda elegir si realiza la visita siguiendo un orden cronológico o si, por el contrario, prefiere realizar un recorrido temático.

Las siete salas se discurso cronológico son: La Monarquía Hispánica (1492-1700), la Monarquía Ilustrada (1700-1788), Liberales y Absolutistas (1789-1842), el Estado Liberal (1843-1874), la Restauración monárquica (1875-1923), el siglo XX, y el Ejército en el tiempo presente.

Por su parte, las trece salas temáticas versan sobre: la uniformidad del Ejército español; las Banderas; Las Miniaturas; Fotografía histórica; Patrimonio etnográfico; Colección de la Casa Ducal de Medinaceli; Museo Romero Ortiz; Armas blancas; Armas de fuego portátiles; Historia de la Artillería; Condecoraciones; Historia del Alcázar; e Historia del Museo.

De las más de 36.000 piezas que tiene el Museo, la exposición permanente mostrará tan sólo unas 6.500, consideradas por los expertos encargados de la selección como las más representativos para explicar al visitante la historia del ejército como parte de la historia de España. El resto, serán almacenadas en unas salar especialmente preparadas para ello en el Alcázar.

En Sociedad

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 15 comentarios guardados

    Servicios