Menú

Las razones tras el cierre de La Bardemcilla

Los Bardem, propietarios de local madrileño La Bardemcilla, han cerrado uno de sus restaurantes. Otro fue traspasado hace unos días.

Chic
43
Los Bardem, propietarios de local madrileño La Bardemcilla, han cerrado uno de sus restaurantes. Otro fue traspasado hace unos días.
Los Bardem, en una entrega de los Oscar | Efe

El programa Sálvame trató en su edición del lunes una de las noticias más polémicas de los últimos días. Los Bardem, propietarios de local madrileño La Bardemcilla, en la calle Prim, han cerrado el negocio dejando en la calle a sus 11 trabajadores pese a la envidiable situación económica de la familia, que ahora incluye también a la actriz Penélope Cruz, y la buena situación del negocio que, al menos según los empleados, seguía llenándose cada fin de semana. 

Sálvame ha querido profundizar en la historia contada por el diario La Razón, señalando que La Bardemcilla de Chueca era un local alquilado afectado de unos graves problemas a nivel de infraestructuras, que acarreaban unos gastos que la familia no quería costear. El problema llegó cuando tuvieron que invertir dinero en esos arreglos, cuando el propietario -dice Sálvame- pretendía vender todo el edificio, incluido el local, para montar un hotel. Un conflicto que en el programa han denominado "mobbing inmobiliario", señalando que en una ocasión, por ejemplo, los bomberos tuvieron que apuntalar el techo de la cocina del local. 

No obstante, otro local distinto llamado Corazón Loco, propiedad del hermano de Javier Bardem, y en el que no se han señalado problemas de esa índole, también  acabó su andadura. El otro vástago de Pilar decidió traspasarlo a otros propietarios hace un mes escaso, informó el programa. 

En todo caso, el cierre de La Bardemcilla de Chueca es un hecho. Y quedan atrás los trabajadores, que durante más de ocho años habían tirado del carro del negocio haciendo horas extra con jornadas semanales interminables. Al parecer, la empresa no tuvo problema en pagar a proveedores, que nunca se quejaron de los pagos, pero no quiso seguir haciéndolo con los empleados, echando el candado al local alegando bancarrota.

El actor Javier Bardem, militante izquierdista acostumbrado a esgrimir pancartas contra el actual Gobierno, detractor del capitalismo en los medios de comunicación, habría "dejado morir el negocio", según uno de sus empleados en La Razón, cerrándolo según la lógica de ese capitalismo empresarial que dice odiar. Todo ello sin que a la familia les importe "lo que nos pase a ninguno de nosotros ni a nuestras familias".

Mónica Bardem, hermana del popular actor galardonado con el Oscar, era la que realmente se encargaba de la gestión del local, y el día del cierre este fin de semana se la vio llorando, asegura el programa. Ella será la que continúe con el negocio en La Bardemcilla de Santa Ana, el otro restaurante cuya propiedad comparte con su actual pareja, y que sí continúa su andadura, siendo el único negocio de los Bardem que continúa abierto. 

Los Bardem ¿en bancarrota?

Todo ello pese a la envidiable situación económica de la familia Bardem, a la que ahora se une la de Penélope Cruz, también actriz de éxito e icono internacional, y que contradice el ERE presentado ante la Comunidad de Madrid, en el que los Bardem se declaran en bancarrota, presentando un concurso de acreedores voluntario.

Tal y como publica ABC, Javier Bardem cuenta con dos empresas, Pingüin Films -por valor de 3,28 millones de euros- y Pura Ficción. Su madre, Pilar Bardem, administra la sociedad Rama 1939 SL, con un capital social de 363.000 euros. Esta empresa, publica el diario, ha servido a la actriz para comprar dos importantes inmuebles y ahorrar impuestos gracias a las ventajas que proporciona el régimen tributario. Rama 1939 SL es propietaria de un chalet de más de 360 metros cuadrados construidos sobre una enorme parcela en Conil de la Frontera y un piso de 101 metros cuadrados en Madrid.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios