Menú

Isabel Pantoja agradece a la Guardia Civil que la protegiera en los juzgados

La Crónica Rosa de Es la mañana de Federico ha analizado las imágenes del acoso a Pantoja a la salida de los juzgados.

0
Crónica Rosa: ¿Se divorciará el Rey? Es la Mañana de Federico

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

La Crónica Rosa ha versado este jueves sobre la bochornosa salida de Isabel Pantoja de los juzgados de Málaga, donde fue acosada por una turba que la agredió e insultó ante la relativa ausencia de medidas de seguridad impuestas por el juez, dando lugar a imágenes terroríficas como las del pasado martes, que nada tienen que ver con la justicia. Ahora, tal y como aseguró Federico Jiménez Losantos, " todo el mundo escurre bulto" al respecto.

"La culpa es del juez", aseguró tajante el director de Es la mañana, que puso como ejemplo "las salidas y entradas de Urdangarín" en los juzgados de Palma, y a los que "nadie se puede acercar". Por no mencionar el caso de Oriol Pujol, "con cinco tíos entrando a una distancia tremenda, cosa que me parece correcto, y sólo ocho o diez tras una pancarta" debido a la cantidad de policías que había en el recinto. Algo que no ocurrió con la tonadillera esta semana, permitiendo el "escarnio de una figura popular" como el que pudo verse en todos los medios.

Tal y como apuntó la periodista Beatriz Cortázar, es de "vergüenza" incluso "independientemente de que sea culpable. Aunque sean lo peor de esta sociedad hay que entrar y salir del juzgado sin que la gente te linche", siendo la principal responsabilidad del juez, que tiene que garantizar la "integridad física" en los juzgados. 

Beatriz Cortázar explicó con todo detalle algunas de las imágenes que pudieron verse ese día. Como la presencia de algunas personas desconocidas en el coche de la tonadillera y rodeando su figura una vez se desmayó en medio del tumulto. "Una de ellos era Graciela Tondo, su abogada, una señora que siempre me ha atendido con gran educación, cosa que se agradece aunque solo te digan lo que te pueden decir".

Según Cortázar, la misma abogada quiso dar las gracias a la Guardia Civil por su comportamiento durante los acontecimientos del martes, escoltando a la tonadillera hasta el coche pese a su escaso número, y también por su "fenomenal" trato en los juzgados, durante todo el proceso judicial a Pantoja y otros acusados. "En el momento en que se desmaya y la tiran del pelo, ella, que ya está fatal, porque ni come ni duerme, se desmayó. Menos mal que estaba un guardia civil al lado que se llama Francisco –tal y como Graciela Tondo aseguró a la periodista- porque si no es por él se va al suelo y hubieran empezado a pisotearla".

Cortázar también explicó quiénes eran algunas de las personas que rodeaban a Pantoja y se metieron con ella en el coche, y que al principio parecían integrantes de esa turba. "Se vivieron momentos de auténtico pánico. Ella tiene gente leal e iban en el coche de atrás como un cortejo, para ir todos a Cantora a animarla. Cuando vieron lo que vieron, el chico que se sube al capó es un íntimo de Isabel, que tiene una clínica en Málaga y es amigo de ella, y la llevó allí como amigo. Vio que Isabel se caía al suelo y saltó por encima capó. Según la tertuliana de Es la mañana de Federico, "fue él quien la metió en el coche".

También se pudo ver a una persona que también estaba junto a ella y que impedía con su presencia que se cerrara la puerta una vez Pantoja se introdujo en el coche. Esa mujer también se metió en el coche junto a la cantante, y por momentos parecía otra de las agresoras. Sin embargo, según aseguró Cortázar, se trataba también de una íntima de la tonadillera, "y se metió a ayudar, porque sabía que estaba desmayada". 

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD