Menú

Cómo montar una piscina dentro de tu casa

Crea y decora una piscina en el interior de tu casa, dándole forma y color según tus gustos.

11
Crea y decora una piscina en el interior de tu casa, dándole forma y color según tus gustos.
Una piscina interior | Flickr/escapadarural.com

Si sois de relajaros mientras estáis nadando tranquilamente, y no queréis estar pensando en agobios de mucha gente y sin estar limitados por alguna hora para el cierre de la piscina, lo mejor es construir tu propia piscina en el interior de tu casa, para disponer en todo momento de una piscina personal que te sirva para poder bañarte sin tener que desplazarte de tu hogar. Puede que suene extraño, pero en el post de hoy, vamos a mostrarte como tener una piscina en tu casa puede ser muy divertido, al poder decorarla según el estilo que más te guste y que pueda quedar acorde a la decoración de tu casa.

Hay muchas maneras de decorar la piscina que tienes en tu hogar, sólo hay que ponerle un poco de imaginación y decidir qué estilo o forma quieres emplear, teniendo en cuenta eso sí, las dimensiones de la piscina y el lugar donde va a ubicarse, para poder seleccionar o un estilo más escondido y con luz artificial, o en cambio, más al aire libre y que permita entrar la luz natural. Las posibilidades son muchas, pues hay piscinas interiores que se decoran teniendo en cuenta el exterior de la casa, por ese motivo hay ventanas arriba y abajo, que dan al exterior y que bordean la piscina para que, según el clima o el paisaje que haya normalmente, la ornamentación y los materiales a usar se acoplen y formen un todo.

También están las piscinas que se encuentran dentro del edificio hogareño, y que suelen ser decoradas de distintas maneras sin importar la parte de fuera. Éste tipo son más personales y son un reflejo del estilo estético empleado en toda la casa para que la estancia de la piscina sea una parte más del hogar. De este modo, puedes emplear la luz natural desde el techo junto con luz artificial, o existe la opción (más cara), de usar sólo luz artificial y emplear tonos de luz según las preferencias y el toque que quieras darle al ambiente.

La decisión de tener una piscina interior de estas características supone un coste considerable, porque debes tener en cuenta el coste de la construcción, el funcionamiento permanente y los cuidados constantes de agua, humedades y paredes de la piscina. Pero también es verdad que su mantenimiento no es muy caro, y que te protege de la suciedad del exterior, y sobre todo, te permite disfrutar de tu piscina sin tener en cuenta el clima que hace en el exterior. No os lo penséis más, y si tenéis espacio y el dinero suficiente, adelante, no os arrepentiréis cuando os deis un baño cualquier día del año.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios