Menú

Decora tu casa con alfombras habitación por habitación

Te ofrecemos ideas para escoger la alfombra dependiendo de la estancia de la casa.

0

Elegir la alfombra adecuada para cualquier sala de tu casa no es tarea fácil. En primer lugar, depende de la habitación en la que la quieras colocar; no es lo mismo buscar una alfombrilla para el cuarto de baño que sea pequeña y absorbente, que una grande y acogedora con la que quieras decorar el salón o el recibidor de tu hogar. Por esa razón te vamos a ofrecer algunas ideas para hacer de tu estancia un lugar agradable, llamativo o más formal, dependiendo de la alfombra que escojas.

En primer lugar, imagina que tienes un salón grande que incluye también el comedor, y quieres separar ambas zonas sin necesidad de colocar una pared. Una buena manera de hacerlo sería colocando una alfombra grande en cada una de las zonas; una debajo de la mesa del comedor, por ejemplo, y otra en la zona de los sofás. Esto además dará un aspecto más acogedor a todo el espacio en general. Si las paredes y los muebles son de colores claros y lisos, puedes aprovechar para dar algo de vida a la sala con una alfombra con estampados, y así centrar la atención en ella. Puede suceder también el caso contrario, que tengas una habitación llena de colorido y formas, y aproveches la alfombra para darle un toque de sobriedad a la zona.

Otra idea que te ofrecemos es la de decorar tu pasillo dándole un toque de color, ya sea con una sola alfombra larga, o con varias más pequeñas. Aunque sea un sitio "de paso", nunca está de más hacer que se convierta en un sitio agradable y lleno de estilo. Eso sí, si el pasillo es muy estrecho, busca una que sea también estrecha y larga, porque de lo contrario quedará recargado. Si escoges varias distintas, mejor que sean más anchas y cortas, aunque estas son más apropiadas para pasillos más amplios.

Las alfombras también pueden ser un excelente accesorio para decorar la habitación de los niños, ya que, aparte de estar blandas y amortiguar posibles caídas, pueden darle un toque infantil al cuarto que seguro que les encantará a los más pequeños. Hoy en día las venden con cientos de diseños divertidos, como animales, flores…y sobre todo con muchos colores. Otra opción que tienes es la de crearlas tú mismo, escogiendo una alfombra de un sólo color y añadiéndole trozos de tela de otros colores, para hacerla más llamativa. No te llevará mucho tiempo, y es una tarea fácil, para la que incluso pueden ayudarte los niños

La cocina es un lugar de la casa en el que no todo el mundo tiene alfombras, y quien las tiene es por un motivo utilitario, más que decorativo. Sin embargo, una cosa no quita a la otra, y puedes escoger una alfombrilla sencilla, mejor de colores oscuros, ya que es un sitio donde es probable que se ensucie mucho, y así no tendrás que lavarla tanto. Las alfombras blancas o de colores claros siempre son menos recomendables, porque tendrás que estar limpiándolas continuamente.

Es fundamental fijarse tanto en los muebles como en el color de las paredes a la hora de decorar con alfombras, ya que podemos crear un ambiente acogedor fácilmente, pero hay que saber combinar los distintos elementos para que no quede recargado. Puedes dar a tu habitación un toque moderno, alegre o sobrio con un accesorio que, además, podrás cambiar siempre que quieras.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD