Menú

Cristiano conduce a Portugal a semifinales

El equipo luso, superior a la República Checa en casi todo momento, se jugará el pase a la final ante el vencedor del duelo España-Francia.

0
El equipo luso, superior a la República Checa en casi todo momento, se jugará el pase a la final ante el vencedor del duelo España-Francia.

Portugal ya está en semifinales de la Eurocopa. La selección de las Quinas ha hecho buenos los pronósticos ante la República Checa, a la que ha vencido por 0-1 gracias a un solitario gol de Cristiano Ronaldo en la recta final, para avanzar en el torneo. El equipo de Michal Bilek firmó un buen comienzo, pero con el paso de los minutos acabó siendo superado por el de Paulo Bento, que tuvo bastantes ocasiones para haber logrado un triunfo más holgado. Sin embargo, se topó con un soberbio Petr Cech, mientras que Cristiano estrelló dos balones contra los palos.

Los portugueses se medirán en semifinales contra el ganador del duelo que España y Francia disputarán el sábado en el Donbass Arena de Donetsk (Ucrania). En caso de que sean los de Vicente del Bosque los que logren la clasificación, se repetiría el último duelo de octavos de final del Mundial de Sudáfrica 2010, cuando los españoles se impusieron a su vecino ibérico (1-0) gracias a un solitario tanto de David Villa.

Esta noche, en el césped del Estadio Nacional de Varsovia, la República Checa empezó sin miedos ante Portugal, que venía de firmar un gran partido ante Holanda, con doblete de CR7 incluido, en el cierre de la fase de grupos. Haciendo bueno el dicho de "si algo funciona, mejor no tocarlo", Bento siguió apostando por el mismo equipo que tan buenos resultados le está dando, siendo el único seleccionador de esta Eurocopa que ha repetido el once en todos los partidos. Bilak, en el otro bando, sí modificó la alineación al dar entrada a Vladimir Darida en lugar de Tomas Rosicky, que se quedó en el banquillo al no recuperarse a tiempo de las molestias en el tendón de Aquiles que arrastra desde el segundo partido ante Grecia.

Petr Jiracek, el autor del tanto checo ante Polonia, empezó muy activo, buscando las cosquillas a la defensa portuguesa. Pero Pepe y Bruno Alves son una garantía por el centro, por lo que los pupilos de Bilak buscaron pronto otras soluciones. Aparecieron entonces Gebre Selassie, llamado a abandonar en unas semanas el Slovan Liberec para dar el salto a otro equipo de más caché, y Vaclav Pilar, éste por la izquierda.

Por el costado derecho del ataque checo se sumó también Vladimir Darida, que en el ecuador de la primera mitad puso en aprietos a su rival con un peligroso centro a media altura que Pepe, soberbio una vez más, cortó con apuros. Siguió sus pasos Gebre Selassie. Además de frenar a Cristiano, el lateral de origen etíope se incorporaba con mucho peligro al ataque, avisando de las intenciones de un equipo, el checo, que no estaba dispuesto a asumir el rol de víctima.

Fue entonces cuando Cristiano Ronaldo le vio las orejas al lobo. El siempre voraz delantero pidió el balón y se echó el equipo a la espalda. Y cuando el madridista tiene la pelota en los pies, el rival ya puede echarse a temblar. Después de haber pasado a la banda derecha del ataque portugués, al haber intercambiado la posición con Nani, el crack de Madeira dio unos cuantos quebraderos a los defensores checos. Primero tuvo un mano a mano con Cech, aunque el árbitro Howard Webb acabaría invalidando la jugada por una falta previa bastante discutible, y luego se lució con un espectacular remate de chilena y avisó al meta checo con un lanzamiento de falta que salió desviado por muy poco.

En una cita de este jaez no podía faltar el show de Cristiano, que al borde del descanso estrelló su primer balón en el palo. El madridista recibió un gran pase en largo de Raúl Meireles y la pinchó en el área ante Kadlec, a quien dejó atrás, cariacontecido, con un regate de fantasía. La madera, sin embargo, evitó que el primer tanto subiera al marcador. Se estaba mascando el 0-1, aunque Cech también estaba teniendo su parte de culpa de que no fuera así.

La mala noticia para Paulo Bento fue la lesión de Hélder Postiga. El delantero zaragocista torció el gesto, se llevó la mano al muslo y tuvo que salir del campo en camilla. En su lugar entró el veterano Hugo Almeida, un nueve clásico, rematador donde los haya, pero bastante menos habilidoso debido a su colosal estatura (1,92 metros).

Tercer gol de Cristiano

El asedio portugués continuó en una segunda mitad que tuvo un comienzo trepidante después de que Cristiano estrellara otro balón en el poste, esta vez en un lanzamiento de falta desde la frontal del área grande. Movido al ritmo de Meireles y Joao Moutinho en el centro del campo, el equipo portugués llegaba cada vez con más peligro a la portería de Cech, quien de nuevo volvió a lucirse con otra mano salvadora a remate de Nani.

Pilar era uno de los pocos jugadores checos que trataba de ponerle algo de pimienta, aunque él solo no pudo con Joao Pereira, que la próxima temporada jugará en el Valencia, ni con Pepe ni Alves, por lo que el técnico Michal Bilek recurrió a Jan Rezek con la intención de abrir el campo.

Sin embargo, lejos de reaccionar, la República Checa seguía a merced de un rival que quería sentenciar cuanto antes el pase a semifinales. Lo intentó Moutinho con un gran disparo desde la frontal del área grande, aunque otra vez se lució Cech. Cómo no. También volvió a probar fortuna Nani, aunque esta vez fue el central Kadlec quien se cruzó a tiempo para desviar un peligroso remate que llevaba visos de convertirse en el primer tanto de la noche.

Pero el gol estaba reservado una vez más para Cristiano Ronaldo. El partido llevaba marchamo de prórroga, pues las Quinas no sabían cómo derribar el muro checo, especialmente el de Cech. Pero entonces apareció Cristiano. Nani habilitó en la frontal para Moutinho, quien se pegó un carrerón por la derecha y puso un medio centro al corazón del área. Ahí apareció el crack de Funchal para ganarle la partida a Gebre Selassie, en su único fallo defensivo de toda la noche, y firmar, con un espectacular remate de cabeza, su tercer tanto en esta Eurocopa.

Tuvieron los lusos poco después otra ocasión más para haber ampliado la renta, pero nuevamente lo evitó Cech con una intervención milagrosa. De no haber sido por el guardameta del Chelsea, la República Checa se habría llevado un saco de goles. Paulo Bento movió entonces el banquillo, dando entrada a Custódio y Rolando por Nani y Raúl Meireles, respectivamente. Fueron cambios de corte defensivo para perder el mayor tiempo posible. Pero lo cierto es que Portugal casi nunca vio peligrar su ventaja y se ganaba con justicia el billete a semifinales ocho años después.

Quieren volver los lusos a la gran final, tras perder la de 2004 ante su público frente a la sorprendente Grecia. Ahora espera España o a la Francia de Laurent Blanc.


Ficha técnica

República Checa, 0: Cech; Gebre Selassie, Kadlec, Sivok, Limbersky; Hübschman (Pekhart, m.86), Plasil, Jiracek; Pilar, Darida (Rezek, m.60); y Milan Baros
Portugal, 1: Rui Patricio; Joao Pereira, Pepe, Bruno Alves Coentrao; Miguel Veloso, Raúl Meireles (Rolando, m.88), Moutinho; Nani (Custódio, m.83), Cristiano Ronaldo; y Hélder Postiga (Hugo Almeida, m.40)

Gol: 0-1, m.79: Cristiano Ronaldo
Árbitro: Howard Webb (Inglaterra). Mostró tarjeta amarilla a los portugueses Nani (m.25) y Veloso (m.26), y al checo Limbersky (m.89)
Incidencias: Primer partido de cuartos de final de la Eurocopa 2012 disputado en Estadio Nacional de Varsovia ante unos 56.000 espectadores

En Deportes

    0
    comentarios
    Acceda a los 10 comentarios guardados

    Servicios