Menú

La plana mayor del K1 y el Muay Thai español, en Navacerrada

La localidad de la sierra madrileña acoge una espectacular velada, homologada por FIMT-WKA España, de 20 peleas de estas dos disciplinas.

0
Carlos Franco, Látigo Thai (i), en acción ante David Guibert. | Guillermo Domínguez

En plena jornada de reflexión, mientras el Barcelona se proclamaba campeón de Liga con su victoria ante el Levante, los aficionados a los deportes de contacto y las artes marciales mixtas pudieron disfrutar este sábado en Navacerrada (Madrid) de una gran velada de un total de 20 combates de K1 (deporte de combate basado en el Kickboxing pero que también permite golpear con las rodillas) y Muay Thai.

En concreto, fue la tercera edición del K1 Gold Legend, un evento celebrado en el Polideportivo Municipal de Navacerrada, que cuenta con la homologación de la Federación Internacional de Muay Thai (FIMT) y la WKA (World Kickboxing and Karate Association) en España.

De esa veintena de peleas, la gran mayoría de ellas (18) fueron amateurs, pero de bastante calidad, y las otras dos profesionales. Como viene siendo habitual en este tipo de eventos, lo mejor llegó al final, siendo el plato fuerte de la noche la victoria de Álvaro el Tigre Araújo, campeón de Europa de Muay Thai, frente a Óscar Crespo, en un combate que el luchador de origen ecuatoriano, perteneciente al equipo Ochoa Pro, se llevó gracias a su gran pegada y su mayor experiencia.

Sólo cinco peleas de Muay Thai (sencillamente espectacular el ritual previo que los luchadores de esta disciplina regalan a los aficionados sobre el ring) de las 20 que hubo en total en esta larga velada, en la que también se puso en juego un cinturón. En concreto, fue el título de España de Carlos Franco, conocido como Látigo Thai, que el púgil del equipo Oyama Team acabaría cediendo a manos de David Guibert (Defence Lab) tras un igualado combate que comenzó con los acordes del himno nacional y que se acabaría resolviendo a los puntos.

Asimismo, de las 20 peleas, 17 fueron masculinas y las tres restantes femeninas, todas en categoría amateur. A destacar principalmente la victoria en K1 de Luisa Fernanda, rapidísima y contundente con su pierna derecha, sobre la luchadora de origen búlgaro Delyana Stoyanova, mientras que el único KO de la velada lo protagonizó Cristian Landrove (Oyama Team) frente a Daniel Téllez (Chechu Team), en el segundo de los tres asaltos.

Una magnífica velada, en definitiva, que contó con la presencia de dos campeones del mundo de K1 como son Sergio Depredador Cabezas y Juan El Avispa Martos, que esta misma semana explicaron sus rutinas y entrenamientos en una entrevista a Libertad Digital –junto al campeón del mundo de Muay Thai, Jonathan Fabián– y que se encontraban presentes entre los cerca de 1.000 aficionados que abarrotaron el Polideportivo Municipal de Navacerrada.

"Aunque la mayoría de las peleas son amateurs, ya hemos visto que todos los luchadores son de mucha calidad. La intención de la WKA, y de promotores como Carlos Conde y Dani Pisabarro, es promocionar a estos púgiles jóvenes, que vayan creciendo. Hay que dar oportunidades a todos y sobre todo a los que se las merecen", explicaba al final de la velada el director de Relaciones Internacionales de WKA-España, Antonio Ricobaldi, en declaraciones a Libertad Digital.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco