Ybarra declara desconocer los pormenores de la operación de compra de Probursa

El ex presidente del BBV, Emilio Ybarra, ha dicho desconocer la operación de traspaso de acciones de Probursa a la filial del BBV en Puerto Rico, ya que se trataba de "apuntes contables" que eran manejados por los técnicos de la entidad financiera, informaron fuentes jurídicas. La entidad ha insistido, en varios escritos al juzgado, en que la transmisión de acciones  "venía obligada por la ley mexicana".

LD (EFE) Emilio Ybarra y el ex consejero delegado de este banco Pedro Luis Uriarte han declarado este martes, en la Audiencia Nacional, ante el juez Baltasar Garzón como imputados por un delito fiscal de 21 millones de euros, tras la compra de parte del Grupo Financiero Probursa (GFP) de México.

El ex presidente del BBV ha manifestado ante el magistrado que era consciente de los detalles de la compra de Probursa, pero no recibió explicaciones sobre el traspaso de acciones del grupo financiero a un precio que el ministerio fiscal considera "exageradamente elevado".

En 2002, el juez Garzón abrió una pieza separada dentro del caso de las cuentas secretas del BBV, para investigar si en la adquisición del 22,15 por ciento del Grupo Financiero Probursa en 1995 por BBV International Investment Corporation Puerto Rico (BBVIIC) se produjo un delito fiscal.

En varios escritos, el Ministerio Fiscal observa que la operación de compra de acciones de Probursa "se hizo a un precio exageradamente elevado, con el resultado de minorar las cuotas del Impuesto sobre Sociedades de BBV en los años 1995 a 1998", en un montante de 21,02 millones de euros.

Este martes, el ex consejero delegado de la entidad ha explicado al juez los detalles del traspaso de acciones que, según Pedro Luis Uriarte, "no afectaba a la negociación" del banco. Sin embargo, Uriarte no ha querido responder a las preguntas de los periodistas en la Audiencia Nacional y ha argumentado que, por su edad, no se puede acordar de todo.

BBVA ha insistido, en varios escritos al juzgado, en que la transmisión de acciones realizada a BBV Internacional por las filiales de BBV en Panamá y Luxemburgo "venía obligada por la ley mexicana", como demuestra, según la entidad, un documento de la Unidad de Banca y Ahorro de la Subsecretaría de Hacienda y Crédito Público de los Estados Unidos Mexicanos.
 
Por su parte, el fiscal afirma que BBV Internacional hizo una "operación acordeón" –reducción del capital con posterior ampliación– para cumplir su objetivo de poseer el 50 por ciento del grupo mexicano –como obliga la normativa del país–, desde el 22,15 por ciento que había adquirido. En este momento, BBV Internacional adquiere un paquete de 182 millones de acciones por importe de 80,7 millones de dólares, lo que indica que el precio por acción de la operación fue de 2,76 pesos por acción, mientras que el precio de mercado era de un peso.

En Libre Mercado

    Lo más popular