Menú

Toni Cantó carga contra los 'titiriteros'

El actor y ahora político se ha mostrado siempre muy crítico con sus compañeros de profesión a los que considera partidistas.

0

Tal día como hoy, 4 de noviembre, pero de 2009, Libertad Digital contaba en su portada la opinión de Toni Cantó sobre los artistas ‘de la ceja’ tras pasar por Es la mañana de Federico. El actor presentó su libro Verbo y Carne en esRadio y aprovechó la ocasión para desmarcarse del grupo de artistas que decidió manifestarse contra los empresarios, firmando un manifiesto a favor de los sindicatos. Toni Cantó consideró que exhibirse así era "una desfachatez y un insulto".

Quiso dejar clara la hipocresía de sus compañeros de profesión porque, según él, "son la misma parte de la profesión los que piden a Zapatero que no haga lo que ha hecho, los que pedían que se le votase, porque si no se acababa España". Consideró además que eran "absolutamente partidistas" porque "son capaces de tragar lo que sea si viene de un lado y muy críticos con todo lo del otro", por lo que sentenció que "son de una ingenuidad apabullante".

Un año más tarde volvió a cargar contra un sector de sus compañeros. En una entrevista en un diario nacional criticó el clasismo del PSOE y su política cultural y que se creyeran "los únicos valedores de una cultura progresista". Denunció que parte de los actores y el Gobierno negaran "sistemáticamente la validez que pueda tener el PP a la hora de promover la cultura" y citó el ejemplo de la Comunidad de Madrid.

También explicó por qué, en su opinión, pocos se atrevían a decir esas cosas: "el mundo de la cultura ha sido muy cobarde". Para terminar dijo que "al Gobierno se le ha visto el plumero y la gente se ha quedado callada" y sentenció que si una Leire Pajín o un José Blanco estuvieran en la empresa privada "durarían dos telediarios. Los echarían porque no valen para nada".

En septiembre de 2011 dio el salto a la política y se presentó por UPyD para encabezar la lista por Valencia para las elecciones generales. Toni Cantó creía que iba a pagar un peaje por no estar en la izquierda: "en términos artísticos es tremebundo, ya pagué un peaje importante cuando me afilié con Vecinos de Torrelodones, una agrupación vecinal que intentaba apartar a los grandes partidos de la alcaldía". Añadió que "noté que me afectó y sé que esto me va a afectar de manera parecida".

Ya como candidato de UPyD por Valencia el actor se mostró muy poco complaciente con muchos compañeros de profesión: "Estoy muy cansado de la ceja. La ceja representa lo peor de España, lo más mediocre, el peor gobernante de la democracia". Para Toni Cantó, la ceja "simboliza un alineamiento de la gente de la cultura sin discusión, porque sí. La cultura se ha equivocado. Debe ser crítica y no hemos estado a la altura. No ser de la ceja me ha dado problema. En Twitter he recibido ataques bestiales, amenazas, insultos… Este país es muy cainita".

Como diputado, en su estreno en la Comisión de Cultura del Congreso, Toni Cantó pidió al ministro Wert que ayudara "al sector a dignificarse". Explicó que "debido al posicionamiento político de algunos artistas o al trabajo de algunas sociedades de autor, el sector ha sido atacado de manera demagógica". Consideró que debido a esa mala imagen "se ha puesto en solfa las ayudas a Cultura" y añadió que "uno ya está acostumbrado a ver cómo se cuestionan estas ayudas" cuando "no somos los únicos que las reciben".

En la presentación de su libro Movilízate! en esRadio señaló que "el sector cultural y artístico en este país ha sido bastante partidista y muy poco crítico con los gobiernos de izquierda". Según él, "le han hecho un flaco favor a la izquierda no haciendo algo que es imprescindible en la cultura, que es dar una visión crítica de la realidad".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios