Menú

Gallardón coloca a España a la altura de Irán en independencia judicial

Según el último ranking de competitividad del World Economic Forum, España ocupa el puesto 72 en independencia judicial.

79
Según el último ranking de competitividad del World Economic Forum, España ocupa el puesto 72 en independencia judicial.
Alberto Ruiz Gallardón, durante la pasada convención de Valladolid | EFE

En los resultados del último informe de competitividad global del World Economic Forum España suspende en independencia judicial. Si en el ranking correspondiente a los años 2012-2013 España ocupaba el puesto 60 de dicha lista, justo por detrás de China, en el que corresponde a este curso político 2013-2014, España cae hasta el puesto 72, justo por delante de Irán.

La caída de 12 puestos de un año a otro resulta más que llamativa, dado que de 2011-2012 a 2012-2013, España mejora en su percepción de independencia judicial. Pero ¿qué ha pasado en este último año? En materia judicial España no tiene un buen escaparate. Por un lado, la reforma judicial aprobada por la administración Gallardón, unida al reparto del poder judicial entre los dos grandes partidos, ha pesado como una gran losa en el escrutinio internacional sobre nuestro sistema judicial.

Además, los indultos, los procesos judiciales, la arbitrariedad legislativa en diferentes sectores como el energético, o la trascendencia de casos como el de Iñaki Urdangarín o el de Luis Bárcenas, tampoco ayudan a limpiar la imagen de España como país con un sistema judicial fiable.

Pese a que cuando llegó al poder y tras tomar posesión como ministro de Justicia hizo una encendida defensa de la independencia judicial y de la necesidad de una reforma en el sistema de elección de los altos tribunales y del órgano de gobierno de los jueces, Gallardón terminó defendiendo a capa y espada el reparto de dicho órgano entre PP y PSOE. Sin margen para la crítica, Gallardón defendió que "debemos estar profundamente satisfechos del ejercicio de responsabilidad" al repartirse el CGPJ, porque "se ha hecho mediante un acuerdo amplio. El 93% de los diputados va a votar a una candidatura común que representa a toda la realidad del poder judicial en España", aseguró.

Listado del World Economic Forum sobre independencia judicial 2013-2014 | WEF

Suspenso en transparencia, impuestos y empleo

España saca aún peores notas, dentro de este estudio de competitividad, en los problemas con los que se encuentra un español para abrir un negocio. La burocracia y el difícil acceso a la financiación colocan a España en el puesto 105 de 148 países en cuanto al número de días necesarios para abrir un negocio. La burocracia administrativa, la corrupción y el gasto superfluo y arbitrario del Gobierno son problemas añadidos a la competitividad Española, que coloca a nuestro país en el puesto 35 de este ranking, por encima Kuwait y por detrás de Chile.

Otras asignaturas pendientes de España según este ranking son los incentivos al trabajo (puesto 138), los elevados impuestos (118), el despilfarro público (113) y la confianza que ofrece la clase política, que cae hasta el puesto 101. La transparencia del Gobierno también suspende en el puesto 93 de la lista.

Algunas mejoras

En el mismo estudio, en cambio, aplaude las medidas de liberalización tomadas en algunos sectores, como los horarios comerciales y servicios profesionales, además de las ligeras reformas en el mercado laboral, así como la reestructuración bancaria, han colocado a España un puesto por encima en el ranking global que el año anterior. Una situación que, según destaca el estudio, ha permitido a España financiarse mejor en los mercados internacionales, pese a que el mercado laboral sigue sin despegar y pese a que el credit crunch o restricción crediticia, sigue siendo uno de los principales problemas que sufre el sector privado.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios