Menú

El PP calla y Ana Mato se remite a su exmarido y exalcalde de Pozuelo

La exministra de Sanidad ha comparecido ante el juez en el juicio Gürtel. Dice que Correa no pagó la fiesta de cumpleaños de una de sus hijas.

0
Ana Mato declarando ante el juez | EFE

Era la oportunidad del Partido Popular. El trámite reservado en el juicio para escuchar las explicaciones de la formación sobre el escamoteo millonario en el caso Gürtel. Por boca del abogado Jesús Santos, ha callado: "Nos remitimos a nuestro escrito de defensa y a las cuestiones previas sobre el fondo de este procedimiento". Entonces cargaron contra la génesis del mismo; consideraron "ilegales" las grabaciones a Francisco Correa aportadas por el denunciante José Luis Peñas e "ilícitas y delictivas" las escuchas telefónicas a los acusados en prisión ordenadas por el exjuez Baltasar Garzón. Hasta ahí el testimonio, sin ninguna precisión en relación a los 111.864 euros que habría obtenido Jesús Sepúlveda para financiar la campaña municipal de Pozuelo de Alarcón en 2003 ni a los 133.628 euros que habría introducido mediante Majadahonda el también exalcalde Guillermo Ortega. Ni sobre adjudicaciones irregulares ni sobresueldos, nada sobre el total de 245.492 euros por los que el PP se sienta en el banquillo como responsable a título lucrativo del saqueo de la trama.

Esta figura grava a quienes, sin haber cometido el ilícito, se han beneficiado sin saberlo de los "efectos" del mismo. El Tribunal que preside Ángel Hurtado había citado este mismo lunes en idéntica condición a quienes fueran mujeres de Sepúlveda y Ortega en el periodo que se juzga, entre 1999 y 2005. Respectivamente, la exministra de Sanidad Ana Mato –supuesta beneficiaria de 28.467 euros–, que se separó hace 12 años, y Gema Matamoros –que habría disfrutado de 45.066–. La Fiscalía ha advertido al Partido Popular de que con su actitud "evasiva" y "resistente" "se le tiene como confeso" el delito, aunque son los jueces quienes resolverán.

"Nunca me han regalado nada"

Las peculiaridades del título lucrativo han limitado el interrogatorio a Ana Mato. Y eso que se ha prestado a contestar a las preguntas de todas las acusaciones y acusados. Tal y como acreditó la investigación, se habría beneficiado de 28.467,53 euros entre 2001 y 2005 que la trama entregó a su exmarido y exalcalde de Pozuelo de Alarcón. Dinero de las empresas del cabecilla confeso de la trama con el que Jesús Sepúlveda habría financiado viajes familiares –uno de ellos a Disneyland Paris– y las celebraciones de tres cumpleaños y la comunión de uno de sus hijos. Se le arroga también la recepción de una estola y un encharpe adquiridos en Louis Vuitton por el valor de 610 euros como regalo directo de Francisco Correa.

Mato ha descrito la distribución de gastos familiares que acordó con su exmarido. Según su versión, Sepúlveda se encargaba únicamente del pago de los viajes y la decoración de las fiestas de cumpleaños –justo los conceptos que se enjuician– mientras que ella tenía encomendados los gastos del colegio de los niños, la luz, y la compra diaria, que cubrió religiosamente y "sin pedir ayuda a nadie". La exministra siempre ha "dado por hecho que cuando uno se encarga de un gasto lo paga él mismo, no lo paga un tercero", en relación a Correa y sus empresas. En cualquier caso, "él era responsable de sus gastos y, si se los hubieran regalado, se lo hubieran regalado a él. A mí nunca me han regalado nada", ha aclarado la política.

Entonces ha entrado en escena el Jaguar, el coche que se encontró en el garaje de su vivienda, que pertenecía a Sepúlveda y que Ana Mato dijo desconocer. Primero ha señalado que "los gastos personales se asumían por separado con el propio sueldo y nómina", a pesar del régimen matrimonial de gananciales. La fiscal Concepción Sabadell ha deslizado la cuestión: "¿Se refiere usted a que cuando un vehículo está a nombre de uno de los cónyuges entonces es él quien se hace cargo de ese gasto?" "Me refiero a que cada uno se hace cargo de sus gastos personales". "Sí, pero en concreto yo estoy preguntando por los vehículos". "No le puedo añadir nada más".

La versión de Sepúlveda

La exministra acudía a la Audiencia Nacional por primera vez desde que comenzó el pasado 4 de octubre la vista oral. La sesión se ha levantado a media mañana y el Tribunal le ha dado permiso para ausentarse, al menos hasta los trámites finales. En su escrito de defensa, Ana Mato reprendió a Anticorrupción y al resto de acusaciones por imputarla "el mero hecho de haber estado casada con uno de los acusados, como si ella no fuera independiente, no trabajase y no contribuyese a los gastos de su unidad familiar". Llamó "sexistas" a quienes le empujaron a abandonar el ministerio de Sanidad en noviembre de 2014, cuando el juez instructor Pablo Ruz propuso juzgarla. No obstante, permanece en el Partido Popular asesora.

La intervención de Sepúlveda, que se enfrenta a 15 años y cuatro meses de prisión por haber recibido 546.457 euros de las empresas de la Gürtel, puso de manifiesto que la exministra tenía el delito en casa. El exalcalde de Pozuelo reconoció que Correa le pagó en 1999 los 6.5 millones de euros que le costó un coche Jaguar para ahorrarse el IVA: "Era un amigo y se lo podía pagar en el momento que quisiera". También admitió que el cabecilla le regaló la decoración de fiestas de cumpleaños de sus hijos y los viajes. Sin entregar nada a cambio, por pura solidaridad de Don Vito. En cuanto a su exmujer, especificó que actuaban con "total independencia respecto a gastos" cuando estaban casados y no rendían cuentas al otro.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios