Menú

Muere Miguel Primo de Rivera, ponente de la Ley de Reforma Política

Sobrino de José Antonio, fue alcalde de Jerez y durante la transición fue colaborador de Torcuato Fernández Miranda y Adolfo Suárez. 

LD / Agencias
0
Los Reyes eméritos en la capilla de Miguel Primo de Rivera. | EFE

El que fuera alcalde de Jerez de la Frontera (Cádiz) entre 1965 y 1971, Miguel Primo de Rivera y Urquijo, sobrino de José Antonio, falleció anoche en la localidad de Pozuelo de Alarcón (Madrid) a los 84 años.

El nieto de Miguel Primo de Rivera murió en su domicilio después de haber estado enfermo en los últimos meses, han informado a Efe fuentes familiares. Además de su cargo de alcalde, Primo de Rivera y Urquijo (San Sebastián, 1934) fue procurador en Cortes entre 1967 y 1977, consejero nacional del Movimiento y consejero del Reino.

Junto a Torcuato Fernández Miranda contribuyó a que Adolfo Suárez fuese designado presidente del Gobierno. Tras la muerte de Francisco Franco, fue ponente de la Ley de Reforma Política en las últimas Cortes franquistas y y encargado de defenderla ante las mismas. Posteriormente fue senador por designación real en 1977.

Al año siguiente de dejar la Alcaldía, fue declarado hijo adoptivo de Jerez de la Frontera y se le entregó la medalla de oro de la ciudad.

El duque de Primo de Rivera y marqués de Estella era hijo de Fernando Primo de Rivera, hermano de José Antonio, fundador de la Falange, y nieto del general que gobernó España entre 1923 y 1930 tras el golpe de Estado. Tuvo nueve hijos con María de Oriol y Díaz de Bustamante y, posteriormente, contrajo matrimonio con María de los Reyes Martínez-Bordiú.

Los reyes Juan Carlos y Sofía visitan la capilla ardiente

Don Juan Carlos y doña Sofía han acudido al tanatorio de Madrid donde reposa el cadáver de Primo de Rivera para dar su pésame a sus familiares, después de inaugurar una exposición sobre el 40 aniversario de la Constitución organizada por CaixaForum Madrid.

Durante alrededor de 40 minutos, los reyes han estado en el interior del tanatorio conversando con la familia del fallecido, que tenía nueve hijos. Juan Carlos I guardó una buena relación con el duque de Primo de Rivera y marqués de Estella, a quien designó senador en las Cortes de 1977.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios